El lanzamiento de los servidores Acer Altos G310, G520 y G710 confirma la apuesta de la compañía por este sector, ofreciendo a sus clientes equipos que incorporan la última tecnología y todo tipo de facilidades para su gestión y ampliación.

El modelo G310 está orientado a la pequeña y mediana empresa e incorpora procesador Intel Pentium 4 hasta 3,6 GHz, admitiendo un máximo de 4 GB de memoria DDR400 y tecnología S-ATA con soporte RAID 0 y 1. El precio de la configuración básica del equipo está en 880 euros aproximadamente.

En un escalón superior en lo que a rendimiento y características se refiere se encuentra el equipo G520. Este incorpora el chipset Intel E7510 en su placa base y cuenta con dos socket para instalar dos procesadores Intel Xeon con tecnología EM64T. Además dispone de 4 ranuras DIMM que admiten hasta 8 GB de memoria DDR333, puertos PCI de 32 y 64 bits, un puerto PCI Express 4x, Gigabit Ethernet y soporta los niveles RAID 0 y 1 en Serial-ATA (opcionalmente se puede adquirir una controladora RAID SCSI). Otras características destacables son la capacidad para 4 unidades de discos Hot-Swap (intercambiables en caliente), fuente de alimentación redundante y la tecnología Memory Sparing, que permite seguir trabajando si falla un módulo de memoria. El precio de la configuración básica ronda los 1.400 euros aproximadamente.

Por último el modelo G710 soporta también dos procesadores Intel Xeon, cuenta con 8 zócalos DIMM para módulos de memoria DDR2 con una capacidad máxima de 16 GB y es compatible con las tecnologías Memory Mirroring y Memory Sparing.

Al igual que el servidor G520 este modelo dispone de dos fuentes de alimentación intercambiables en caliente, Gigabit Ethernet e incorpora dos ranuras PCI Express 4x y una controladora de doble canal SCSI U320 con soporte RAID 5 opcional en la propia placa. Aparte de esto, llama la atención en ese equipo un pequeño panel LCD opcional en la carcasa denominado Empowering-Panel (E-Panel), que permite conocer el estado de la máquina y realizar tareas sencillas de configuración. El precio de salida del modelo G710 ronda los 2.200 euros.

En lo que respecta al software, los tres modelos están certificados para Microsoft Windows 2003 Server, SCO Openserver, Unixware, Novell y Red Hat. Además vienen acompañados por las utilidades Acer Easybuild que simplifican el proceso de instalación y Advanced Server Manage (ASM), que proporciona distintas utilidades de administración local y remota.

Tel : 902 202 323

www.acer.es

Francisco Núñez