Samsung ha introducido en el mercado una nueva tecnología de tubos de rayos catódicos que pretende aventajar a las ya existentes. Los tubos se han denominado DynaFlat, y los monitores que los utilizan incluyen en su nombre las siglas IFT (Infinite Flat Tecnology, Tecnología Infinitamente Plana).

Los tubos DynaFlat ofrecen una superficie sin curvatura en ninguno de sus ejes, lo que proporciona imágenes libres de distorsiones. Frente a esta tecnología, las clásicas pantallas de máscara de sombra tienen curvatura esférica (en cualquier dirección), mientras que las de rejilla de apertura son cilíndricas (curvatura en el eje horizontal).

Además de la forma de la superficie visible, también se ha rediseñado el resto del tubo, en el que se emplean lo que Samsung denomina fósforos de "superpigmento". Con este tipo de fósforo se pretende conseguir unos colores más vivos y contrastados. A la elevación del contraste también contribuyen el cañón electrónico de alta concentración y enfoque dinámico, lo que mejora la nitidez en las esquinas de la pantalla, así como una nueva rejilla que recibe el nombre de máscara de ranuras (recordemos que hasta ahora existían la máscara de sombra, la máscara de apertura y los tubos CromaClear de NEC). En la máscara de ranuras, cada uno de los tres haces electrónicos (rojo, azul y verde) atraviesa una misma ranura oval, antes de impactar contra el punto de fósforo correspondiente. La separación conseguida entre dos puntos del mismo color toma el nombre de paso de franja, y es el equivalente al dot-pitch, distancia entre puntos o ancho de punto, siendo su valor de 0,25 milímetros.

Por último, la pantalla se ha recubierto con un tratamiento SMART II que eleva el contraste y reduce los posibles reflejos.

Los monitores de Samsung con tubo DynaFlat se empezarán a comercializar en julio, en dos modelos de 17 y 19 pulgadas destinados al mercado profesional. El modelo de 17", que es el que tuvimos ocasión de probar, proporciona una resolución máxima de 1.600 por 1.200 puntos a 76 Hz, si bien Samsung recomienda su uso a 1.280 por 1.024 con 85 Hz de frecuencia de refresco. A la resolución recomendada pudimos comprobar que la imagen es buena, enfocada en las esquinas y con suficiente nitidez, si bien presenta un cierto efecto moiré. Al elevar la resolución al máximo el enfoque se resiente, así como la nitidez, tal como era de esperar. Los mejores resultados se obtienen a 1.024 por 768, resolución que siempre recomendamos para los equipos de 17 pulgadas.

Con estos ajustes se obtiene una imagen excelente en la que desaparece por completo el moiré apreciándose, además, una mayor nitidez.

Otros aspectos como la regulación de pantalla (responsable de la correcta visualización de imágenes muy contrastadas) o la convergencia de haces (que podría causar desdoblamiento de los colores) están excelentemente resueltas.

En cuanto al color, dispone de dos tipos de ajustes, uno por temperatura de color y otro mediante variación del matiz y la saturación.

En definitiva una nueva opción en el mundo de los monitores que promete ser una dura competencia para los modelos ya existentes.

Samsung SyncMaster 700IFT

----------------------------------------

Tubo Samsung DynaFlat

Diagonal 17"

Tamaño del punto 0,25 mm

Ancho de banda 205 MHz

Frecuencia h. 30-96 KHz

Frecuencia v. 50-160 Hz

Resolución máxima 1.600 por 1.200 /76 Hz

Conexiones Sub-D y BNC

Ajuste

---------

El ajuste de los diversos parámetros del monitor se realiza mediante un panel frontal que se oculta en el interior, resultando de manejo muy cómodo. Todos los controles, excepto el brillo y el contraste, se seleccionan mediante un menú en pantalla y son de carácter digital. El ajuste será mejor si se utiliza el programa Colorific de Kodak.

Samsung SyncMaster 700IFT ****

--------------------------------------------

FABRICANTE: Samsung DISTRIBUIDOR: Samsung Tel. 93 261 67 00 www.samsung.com PVP: 208.800 pesetas

[email protected]