Samsung planea lanzar el próximo año un teléfono móvil que incluye soporte para redes móviles WiMax. El modelo que se lanzará, que integrará WiMax en un terminal para redes GSM, demuestra el apoyo de Samsung a la tecnología WiMax, una tecnología inalámbrica que promete conexiones a alta velocidad en áreas más amplias que las que son posibles con Wi-Fi. La tecnología móvil de Samsung es capaz de ofrecer velocidades de descarga de hasta 10,2 Mbps, mientras nos desplazamos a 120 kilómetros por hora. Hacia el tercer trimestre de 2007, la compañía espera aumentar estas velocidades hasta un máximo de 40 Mbps. Estas tecnologías están aún buscando su espacio en el mercado. Samsung está trabajando en este momento con operadores en diferentes países para probar las redes WiMax móviles.

www.samsung.es