“Para Samsung, éste es un día de celebración. Hoy empieza todo y esperemos que sea el principio del éxito”. Con estas palabras, Celestino García anunciaba ante periodistas, partners, retailers y operadores la llegada de dos de los dispositivos que, presumiblemente, están llamados a ocupar un lugar importante durante la campaña de Navidad, el Samsung Galaxy Note 3 y el Samsung Galaxy Gear.

Al igual que hiciera cuando anunció la llegada de la familia Galaxy Tab 3 a España, en esta ocasión Celestino García también aprovechó para destacar el papel que su compañía está jugando en el mercado tecnológico, algo “ya cotidiano en la vida de las personas” y  reafirmó la apuesta de Samsung por fortalecer “nuestras relaciones con el ecosistema”.

En relación a los dispositivos, Celestino García recordó que en 2011, cuando Samsung anunció el primer Galaxy Note, “pocos confiaban” en el éxito del phablet y, dos años más tarde “se ha convertido en un tótem tecnológico de la industria”.

Por su parte, el Samsung Galaxy Gear, el reloj inteligente de Samsung, es una muestra de “la evolución de la tecnología y de cómo Samsung se está acoplando”. No obstante, Celestino García confesó que “estamos expectantes por conocer cómo se comportan en el mercado”.

El Samsung Galaxy Note 3 es un phablet  que dispone de una pantalla de 5,7 pulgadas, ofrece conexión LTE o 4G de múltiples bandas, Android 4.3 como sistema operativo, y pesa 168 gramos.  El compañero ideal del Samsung Galaxy Note 3 es Samsung Galaxy Gear, un reloj inteligente que permite contestar o realizar llamadas, además de ver mensajes y notificaciones y dispone de S Voice para poder manejarlo mediante comandos de voz.

El Samsung Galaxy Note 3 llega a España hoy a un precio de 749 euros, mientras que el del Samsung Galaxy Gear es de 299 euros.