En menos de un mes los usuarios ya tienen dos alternativas para registrar su dominio con su nombre y apellido. La última, Namelia.

Para poseer el dominio con .name, el usuario sólo tiene que entrar en la página web (www.namelia.net) y comprobar si está libre su dominio particular, compuesto por su nombre y apellido. En caso de encontrarse ocupado por otro usuario, la web proporciona soluciones alternativas, con la posibilidad de añadir alguna cifra que el usuario recuerde.

Con el dominio .name, los usuarios pueden disfrutar de un correo electrónico formado por el [email protected] y un dominio con nombre.apellido.name.

El precio es de 5 e mensual o 30 e durante todo un año. En el precio se incluye el servidor DNS que permite que el dominio funcione.

Namelia se dirige en exclusiva al mercado de particulares. De hecho, cuando un usuario se registra, en las condiciones del dominio se especifica que ha de escribir el nombre y apellidos por el cual se le conoce, o bien un apodo. Sin embargo, y aun en contra de la filosofía .name, se podría “engañar” y citar una profesión como apellido para identificar a una persona con su profesión.

www.namelia.net