De acuerdo con los datos aportados, la compañía ha ingresado 84 millones de dólares en los tres meses correspondientes a su primer trimestre fiscal, incrementando las suscripciones del orden de un 45 por ciento respecto al año anterior, suponiendo 71,5 millones de dólares.

Los ingresos netos teniendo en cuenta los principios de contabilidad generalmente aceptados (GAAP), durante este primer trimestre han ascendido a 13.800 millones de dólares, 0,07 por acción. En total, 1.400 millones de dólares más que en el mismo período del año anterior.

En estos resultados aún no queda reflejada la compra que Red Hat del fabricante de aplicaciones Java, JBoss, que concluyó el pasado 2 de junio.

Esta unión, anunciada en el mes de abril, sorprendió a la industria de TI ya que corría el rumor de que JBoss podría ser adquirida por Oracle. Sin embargo, Red Hat se hizo con la compañía incorporándola como una nueva división bao la dirección de su fundador y CEO, Marc Fleury.

Finalizado este primer trimestre, los ingresos de la compañía han sido de 254,7 millones de dólares, un 61 por ciento más siguiendo una base anual.

En este sentido, el vicepresidente ejecutivo y responsable financiero de Red Hat, Charlie Peters, ha manifestado que “nuestra expansión internacional y las adquisiciones cerradas nos proporcionan nuevas oportunidades en lugares clave como la India y Sudamérica, así como mejorar nuestra habilidad para capitalizar nuestro crecimiento en la adopción de código abierto”.