La división de periféricos y productos gaming de Kingston Technology, conocida como HyperX, acaba de anunciar el modelo Pulsefire FPS, un ratón de conexión USB 2.0 que llega con el fin de cubrir las necesidades de los jugadores profesionales y de los amantes de los videojuegos “shooter” en primera persona. Consta de un diseño ergonómico con acabados grip para facilita la sujeción con la palma de la mano, a lo que hay que añadir que proporciona 4 preajustes de DPI que varían entre 400 y 3200 DPI, configurables mediante un simple clic. Con el fin de resultar cómodo a lo largo de las horas de uso su peso se encuentra por debajo de los 95 gramos, favoreciendo que los movimientos puedan realizarse de manera más rápida. El jugador cuenta con un total de seis botones de gran respuesta para asignar funciones determinadas.

Su período de garantía es de dos años y ya se encuentra a la venta en la red habitual de distribución de los productos HyperX de la marca a un precio aproximado de 50 euros.