Y es que España se ha convertido en el segundo país en importancia para Prink, detrás de Italia y por encima de Francia. Asimismo, cabe señalar que la firma, que tiene tiendas ubicadas en diferentes países europeos, también tiene intención de extender su negocio a Estados Unidos.

La nueva tienda de Prink cuenta con 30 metros cuadrados, y dispone de un catálogo de más de 5.000 referencias, la mayoría de marca propia. Carlos Sánchez, franquiciado y director de desarrollo de negocio, destacó que “las franquicias de Prink cuentan con un amplio catálogo de cartuchos de tinta y tóner que se corresponden con todos los modelos de impresoras que existen actualmente en el mercado. Adquiriendo productos de la marca Prink, los clientes pueden ahorrar hasta un 80 por ciento del gasto de consumible sin dejar de lado la calidad de impresiones. Además, los consumibles cuentan con 2 años de garantía”.

Una nueva imagen corporativa o la tarjeta Prink Card, “una tarjeta de fidelización de clientes con la que los consumidores de productos Prink podrán conseguir una gran variedad de regalos por las compras que se realicen en cualquiera de las franquicias de la firma”, son otras de las novedades de esta compañía.