Oki Electric Industry, dentro de los resultados del año fiscal 1994, ha anunciado un incremento en los beneficios netos que pasan a engrosar un saldo positivo de 46.529 millones de pesetas, respecto a las pérdidas registradas durante el ejercicio fiscal de 1993 que ascendieron a 2.456 millones de pesetas. Las ventas netas consolidadas, por su parte, han supuesto un incremento del 0,8 por ciento respecto al período anterior y se posicionan en el umbral de los 950.000 millones de pesetas. Asimismo, los datos referentes al nivel de beneficio general muestran una suma global de 59.967 millones de pesetas, dato superior al alcanzado en el período inmediatamente anterior que fue de 5.635 millones de pesetas.