Un funcionario de la Comisión Europea, se ha negado a informar acerca de cual será la decisión de la Comisión. Un artículo publicado el pasado día 25 de octubre en The Wall Street Journal, sin embargo, ha informado de que una persona familiarizada con esta materia ha afirmado que Nintendo será declarado culpable, y que podría ser sancionado a partir del día 30 de octubre. Nintendo ha emitido un breve comunicado afirmando que aunque la compañía sabe bien que la decisión es inminente, todavía no ha recibido la decisión formal.

En abril de 2000, la Comisión abrió un expediente contra Nintendo y siete otras compañías que distribuyen sus productos, enviándoles un comunicado formal de objeción. Al tiempo, en otro comunicado, alegaba que Nintendo y siete de sus distribuidores oficiales en Europa habían participado en un plan conjunto con el objetivo de partir el mercado europeo.

A cada distribuidor se le cedió un territorio nacional en el cual distribuía los productos, y fueron obligados a prevenir las exportaciones de un país a otro por cualquier vía no oficial. Degún el informe de abril de 2000. La Comisión también acusa a Nintendo de ofrecer dificultades a los pequeños comerciantes para competir en términos de precio. Como resultado, los consumidores de países donde los productos Nintendo tienen un precio elevado, no podrían obtener productos de países vecinos donde los precios fueran más bajos.

Tel: 902 117 045

www.nintendo.es