En esta ocasión la querella ha corrido por parte de más de 50 autores y editores de música, entre las que se encuentran Benefit Music y Vinny Mae Music. La razón de la querella estriba en la utilización por parte de MP3.com de una base de datos de casi de cien mil títulos, a la que tenían acceso los usuarios para la descarga e intercambio gratuito. En este catálogo figuraban cerca de mil canciones pertenecientes a los sellos demandantes. En el comunicado difundido se acusaba a MP3.com de la infracción de los derechos de autor, además de la distribución "vírica" de archivos de intercambio. Las compañías editoras exigen una indemnización por daños y perjuicios cercana a los cinco millones de pesetas (25.000 dólares) por canción.

No es la primera vez que MP3.com se ve envuelta en problemas legales. La compañía ha tenido que enfrentarse a un buen número de juicios a lo largo de trayectoria, incluyendo juicios con los grandes actores de la industria discográfica. Vivendi Universal, la multinacional que compró en su día la compañía online, se ha negado a realizar cualquier tipo de comentario al respecto. Mientras, los planes para usar la tecnología de MP3 como parte de la plataforma que Universal lanzará junto a Sony Music, Pressplay, siguen vigentes.

www.mp3.com