Educación, sanidad, desarrollo económico y comunicaciones son las cuatro áreas clave para las que la gente debería ser capaz de aplicar las tecnologías, según el presidente de Intel, Craig Barrett.

“¿Cómo utilizamos la tecnología como herramienta para mejorar la educación? ¿Cómo utiliza usted la tecnología como herramienta para mejorar la salud? ¿Cómo se utiliza para mejorar el desarrollo económico? ¿Cómo las emplea como manera de mejorar las comunicaciones entre el gobierno y los ciudadanos?”. Éstas son las preguntas que se hacía Craig Barret en la conferencia WCIT 2008 http://www.wcit2008.org/. el congreso mundial sobre Tecnologías de la Información. Cabe señalar que Barrett también es el presidente del UN Global Alliance of Information Communications Technology and Development.

Este responsable también desarrolló la idea sobre cómo los países pueden adaptar las tecnología para mejorar y hacer avanzar la sociedad. “Hay que invertir en nuevas ideas, se necesitan nuevas reglas de gobierno y políticas que permitan la inversión y la innovación. Los gobiernos y los educadores de todo el mundo reclaman un mejor sistema educativo para seguir evolucionando. Éstas son las cosas que se necesitan para asegurar la competitividad”.

Barrett siempre ha reclamado el papel de la educación como un factor fundamental para ayudar a los países en vías de desarrollo a superar la división digital. “Mucha gente piensa que con llevar la tecnología al proceso educativo está todo resuelto, pero siempre he creído que lo mejor que se puede hacer es asegurarnos de que los profesores tienen una buena formación”, explica. En este sentido, expuso el ejemplo de una escuela en Nigeria donde la tecnología ha venido acompañada de una muy buena preparación por parte de los maestros. El problema, no obstante, son los costes asociados a la conectividad, lo que a veces dificulta que estas escuelas puedan acceder a Internet para descargarse materiales educativos.

Barrett también desgranó cómo los sectores público y privado pueden trabajar juntos para lograr ciertos objetivos o cómo gracias a las tecnologías los médicos pueden dar una mejor asistencia a zonas tan alejadas de la civilización como los indígenas del Amazonas.