La consultora In-Stat/MDR afirma que el auge en la conectividad entre televisores y equipos de música con ordenadores personales a través de Wi-Fi desbancará a la banda ancha. La nueva tecnología permitirá almacenar contenidos en una red local y enviarla a cualquier dispositivo del hogar.

Según In-Stat/MDR, las ventas de todos estos nuevos productos crecerán en los próximos años, alcanzando una facturación cercana a los 5,3 millones de dólares en 4 años. Las redes para el hogar dedicadas al entretenimiento se espera que crezcan en torno a un 49% hasta el año 2007. Mike Wolf, director de la consultora, ha especificado que “las Wireless LAN y los routers para el hogar han surgido no solamente en los Estados Unidos, y ya hay otros países como Reino Unido y Japón que también las están integrando”. “La posibilidad de poder comunicar diferentes aplicaciones entre distintos dispositivos del hogar hace crecer la demanda y continuará expandiéndose por otros países, así como entre una mayor cantidad de usuarios”, ha sentenciado Wolf.