Según diferentes informes de Dataquest e IDC los responsables de TI europeos son reacios a gastarse dinero en PDA y las ventas de los dispositivos se están estancando. Las ventas en el segundo trimestre de dispositivos PDA y combos PDA-teléfono móvil en Europa Occidental fueron más bajas que las del anterior trimestre, y también respecto a 2001. Dataquest ha señalado que los lanzamientos de PDA han descendido un 18% en relación al mismo periodo, y un 26% sobre el anterior trimestre.

En los últimos meses, los fabricantes han intentado atraer la atención de los usuarios corporativos con nuevas características en sus modelos, pero hasta ahora no han dado con la fórmula que atraiga masivamente. Hasta ahora, Compaq es la única empresa que ha tenido un foco corporativo en PDA desde el comienzo. Tras su fusión con HP es el líder del mercado en Europa Occidental, pero para mantener esta posición tendrá que trabajar en sus productos de gama media, para evitar que compañías como Toshiba puedan aprovecharse de ello.

Palm se ha dado cuenta del error y ahora está trabajando con IBM para desarrollar acceso a aplicaciones de empresa sobre sus PDA.

La compañía deberá seleccionar las mejoras que introduce en sus nuevos productos con cautela. Sus ventas se vieron afectadas el pasado año porque los clientes esperaban la introducción de nuevos modelos. La llegada de la nueva versión de su sistema operativo a finales de este año está teniendo el mismo efecto amortiguador en las ventas.