La comisión Europea ha elegido los nombres Windows XP Home Edition N y Windows XP Professional Edition N, después de rechazar la propuesta de Microsoft de llamarle Windows XP Reduced Media Edition.

Hace un año la CE ordenó a Microsoft que sacara una versión para Europa que no incluyera la herramienta Windows Media Player, como uno de los remedios impuestos por el caso antimonopolio contra el fabricante de software. Supuestamente al incluir esta herramienta en su sistema operativo, la compañía conseguía ganar ventaja respecto a los fabricantes de reproductores multimedia de la competencia.

Microsoft no está del todo contento con el nombre elegido, pero finalmente ha decidido adoptarlo para ayudar a que el caso termine, como ha afirmado la portavoz Stacy Drake.

Desde que la compañía propusiera su primer nombre para esta versión, y fuera rechazada, Microsoft ha dado hasta 9 nombres diferentes, los cuales han sido rechazados por la Comisión.

www.microsoft.com