Microsoft publicó un parche para el fallo de IIS 5.0 sobre Windows 2000 el pasado martes, pero ya se ha publicado y distribuido por Internet una herramienta que se beneficia del agujero. El fallo permite a los hackers aprovecharse de la capacidad de impresión a través de Internet. Fue descubierto por la firma de seguridad eEye Digital Security mientras probaba uno de sus propios productos, unos diez días antes de que la compañía de Bill Gates informase sobre el problema. Después, eEye publicó en su sitio web un “exploit” que permite beneficiarse del fallo de seguridad.

El gigante del software no se ha mostrado sorprendido por la rapidez con que ha aparecido el exploit, pero se ha apresurado a informar ampliamente sobre el problema para que los usuarios de IIS no se vean afectados por esta vulnerabilidad.

www.microsoft.com