El ámbito educativo es uno de los sectores que han recibido mayor impulso desde las administraciones locales y regionales para que adopte entornos y distribuciones de sistemas operativos de código abierto. A los ejemplos de Extremadura y Andalucía se suma ahora la Comunidad de Madrid, que ha desarrollado su propia distribución Linux: MAX, MAdrid_LinuX. El sistema operativo MAX con aplicaciones de código abierto está enmarcada en el Plan EducaMadrid de la Comunidad de Madrid y tiene como objetivo implantarse en los ámbitos educativos públicos de la Comunidad de Madrid, promoviendo el uso de las nuevas tecnologías entre personal docente y usuarios, y facilitando su uso en los centros educativos. La distribución GNU/LINUX tiene versiones en DVD y en CD y utiliza el kernel 2.4.22 oficial, Knoppix 3.3, Cloop 2.0, Xfree 4.3, KDE 3.1 y GNOME 2.4. Disponible en DVD y CD, requiere un mínimo de procesador Pentium II y 64 MB de RAM.

Otra de las características de la distribución MAX es la inclusión de aplicaciones que permitan al profesorado y al alumnado desarrollar contenidos educativos en formato digital. En la distribución se incluyen aplicaciones muy utilizadas por el profesorado de enseñanzas no universitarias, así como otras orientadas a la enseñanza secundaria: paquetes ofimáticos, aplicaciones de diseño gráfico, reproductores y editores de audio y vídeo, aplicaciones para grabar CD y DVD, programas de CAD, y es compatible con formatos estándares como flash, java, pdf, archivos de tipo Real Media o MPG.

Su distribución se realiza a través de DVD y CD, preinstalada en los equipos de la Consejería de Educación de la Comunidad de Madrid, o bajo petición a EducaMadrid.

www.educa.madrid.org