IBM y Toshiba quieren hacerse un hueco importante en el mercado de portátiles y, en particular, en el de discos duros para estos equipos móviles. Ambas compañías fabricarán dispositivos de 2,5 pulgadas. IBM anunciará un disco duro de 12,5 milímetros especialmente diseñado para los portátiles, mientras que Toshiba lanzará unidades con una capacidad de 217 MB y un tamaño de 8,45 milímetros.