Sagem ha fabricado para Grundig, Illion, un teléfono inalámbrico de alto diseño que combina una tecnología avanzada con un precio equiparable al de los dispositivos ordinarios DECT. Este modelo, de formas esbeltas, dispone de un teclado luminoso en rojo y una pantalla a color de 1,5 pulgadas con resolución de 128 x 128 píxeles, donde se muestran una serie de menús pensados para facilitar su manejo.

El aparato, fabricado en colores negro y blanco, viene provisto de manos libres y marcación abreviada. Asimismo, el terminal viene provisto de un interfaz que ofrece cinco fondos de pantalla diferentes y melodías polifónicas que pueden ser adjudicadas a determinadas personas.

En cuanto a la memoria electrónica, Illion tiene capacidad para guardar hasta 100 entradas, mostrar los últimos 20 números marcados y las últimas 30 llamadas entrantes. El precio de cada unidad es de 49,9 €.