Consciente del fuerte crecimiento de los sistemas blade, Fujitsu continúa reforzando su apuesta en este segmento con el lanzamiento de Primergy BX400, un blade server de pequeño tamaño que se suma a la gama BX (BX600 y BX900), y que ha sido diseñado para satisfacer la demanda de las medianas empresas que no necesitan 18 unidades en el CPD, proporcionándoles una infraestructura dinámica de hasta 8 servidores, almacenamiento blade y grandes posibilidades de cloud computing y conectividad.

Según Sergio Reiter, jefe de producto de Primergy en Fujitsu, el BX400 “representa una espectacular apuesta por los centros de datos verdes, así como la combinación óptima de servidores blade, almacenamiento, espacio reducido y magnífica conexión. Es perfecto para las medianas empresas con grandes volúmenes de datos, que tienen similares necesidades que las grandes, pero con limitaciones presupuestarias y una menor experiencia en TI”.

Con las mismas prestaciones que el BX900, este nuevo Green Data Center in a box se ofrece en versión rack, que permite ser integrado en formatos estándar, o en versión floorstand, perfecta para situarse en un escritorio. Cuenta con hasta 8 servidores blade, con DVD compartido como estándar, con panel frontal o LCD Display, y hasta cuatro unidades blade de almacenamiento o soluciones de backup, y ofrece almacenamiento virtualizado gracias a una solución denominada Primergy VSX, basada en el software Data ONTAP-V de Netapp. Asimismo, el BX900 dispone de cuatro fabric de conexión, cuatro fuentes de alimentación y dos fabric de gestión.

Además de una mayor productividad, la implantación del BX400 conlleva una reducción del gasto eléctrico del 30 por ciento, un menor consumo de refrigeración del CPD y una disminución de las emisiones de CO2.

www.fujitsu.es