Según ha informado la organización Bugtraq, existe un grave fallo relacionado con la privacidad de los usuarios en el navegador Mozilla, así como en otros basados en tecnología de código abierto como, por ejemplo, Netscape y Galeon.

El fallo consiste en que la dirección URL del web que esté visitando un internauta se muestra al servidor web de la página de Internet a la que ha accedido anteriormente. Este fallo afecta, en principio, a las versiones del navegador Mozilla 1.0, 1.0.1 y 1.1, aunque es posible que se dé, además, en versiones anteriores. Otros navegadores como Netscape 7 y Galeon también sufren este agujero de seguridad.

De acuerdo con el informe elaborado por Sven Neuhaus, el investigador que ha encontrado el fallo, la vulnerabilidad no sólo se produce en los enlaces siguientes a un web, sino también en direcciones URL y favoritos que se introduzcan manualmente por parte del usuario.

Mozilla es un navegador basado en código abierto desarrollado inicialmente por Netscape Communications, compañía que ahora pertenece a AOL Time Warner, la cual ha integrado la tecnología de Mozilla en su motor de renderización Gecko Web. Éste se incluye a su vez, entre otros navegadores, en Netscape 7.

Netscape ha confirmado la existencia de esta vulnerabilidad y ha manifestado su intención de subsanarla lo antes posible.

www.netscape.com