Según ha denunciado la compañía de seguridad Kivi, se ha encontrado un agujero de seguridad en el software de Skype, que permite establecer llamadas a través de VoIP entre dos puntos.

El máximo responsable tecnológico de Kivi, Brett Moore, ha descubierto este problema de seguridad, tras lo cual Skype está avisando a todos sus usuarios con el fin de que se actualicen a la última versión de su programa, con el fin de que puedan solucionar este fallo.

Moore ha explicado que el tipo de vulnerabilidad encontrado es muy típico entre aplicaciones que interactúan con navegadores de Internet. “Habíamos descubierto este fallo en dos programas separados y además hay anuncios públicos de problemas similares en otras aplicaciones”, asegura.

No obstante, para que un atacante pueda sacar partido de este problema de seguridad, debe conocer el nombre exacto y la localización del archivo que quiere transferir desde el ordenador de la víctima.

Eso sí, Moore considera que la mejor manera de que los usuarios estén protegidos es instalándose las últimas actualizaciones que anuncie el propio Skype, compañía que, además, “está muy contenta de que trabajemos juntos para solucionar los posibles problemas de seguridad que surjan”.