¿Una enciclopedia tradicional en papel o una edición multimedia para ordenador? Hace apenas 10 años esta pregunta no tenía sentido. A pesar de existir ya enciclopedias informáticas, no habían alcanzado la mayoría de edad, con contenidos más limitados y con interfaces simples.

A estas alturas cuesta encontrar alguna ventaja de peso de las enciclopedias en papel frente a las electrónicas. Quizás el punto a su favor que podríamos esgrimir es la mayor comodidad para la vista que supone consultar textos impresos en vez de en pantalla. Sin embargo, no se trata de libros, que indudablemente todos (o la gran mayoría por lo menos) preferimos leer en papel en vez de en el ordenador, sino de obras de consulta esporádica, con lo que la posible ventaja que mencionábamos casi no tiene importancia. Por su parte, una enciclopedia multimedia tiene todo a su favor: ocupa muchísimo menos espacio (ni punto de comparación) que 20 tomos en papel, por poner un ejemplo, no sólo trae imágenes sino también vídeos y locuciones, permite enlazar contenidos con un simple clic del ratón, se actualiza con suma facilidad vía Internet y es más barata. Además, permite añadir comentarios, seleccionar contenido, copiarlo en nuestros trabajos, imprimirlo...

Salvo para los más puristas, la elección parece por tanto, bastante clara. Lo que puede no resultar tan fácil es elegir. En este Frente a Frente le mostramos los dos títulos principales que podemos encontrar hoy en día. Como veremos y ya le adelantamos, cualquiera de las dos elecciones es acertada.

Enciclopedia Universal Micronet 2005

En su vigésimo aniversario Micronet presenta la edición 2005 de su Enciclopedia Universal, con ya casi 10 años a sus espaldas, que es una de sus principales líneas de desarrollo, junto con la de productos infantil-juvenil (colecciones Pipo, Paula, etc.).

La versión que hemos analizado en este Frente a Frente es la edición en DVD, de igual precio que la Premium (compuesta por 2 CD), pero con más contenido multimedia. No permite seleccionar ningún tipo de instalación (mínima, normal, completa) ya que no transfiere al disco duro el contenido. Solamente instala alrededor de 80 MB, por lo que es necesario tener el DVD en la unidad cuando la consultemos. En este punto, y dado que a estas alturas lo más normal es tener discos duros de gran capacidad, no estaría de más que se hubiera incluido la opción de instalar todo el contenido en nuestro ordenador, alrededor de 3 GB, para no tener que utilizar el disco DVD; más que nada para evitar que se pueda estropear el original y de paso lograr una mayor rapidez en las consultas.

Desde la pantalla de presentación (que aparece al arrancarlo aunque hay una opción para omitirla) podemos acceder a los apartados en los que se divide la enciclopedia: artículos, galería multimedia, atlas geográfico, atlas anatómico y presentación (esta última no tiene más función que la de mostrarnos brevemente el contenido). Una vez en la enciclopedia propiamente dicha podemos acceder a estos apartados mediante sus iconos en la parte superior de la interfaz.

La visualización de los contenidos es muy similar en esta enciclopedia de Micronet y en Encarta: una lista con todos los términos en la parte izquierda y las descripciones en la zona derecha. Para poder avanzar rápidamente por los principales apartados en los que se dividen los textos extensos tenemos, debajo de la lista de términos, otra con el esquema principal (en los casos en los que lo haya) que podemos ocultar o mostrar a nuestra voluntad. Bajo las descripciones encontramos cuatro útiles botones: Copiar (para pegar el texto en Word, por ejemplo, aunque no copia imágenes, sólo texto), Imprimir (en este caso se imprime todo, texto e imágenes), notas (para escribir nuestras anotaciones) y la derecha del todo el botón de Historial, para avanzar, retroceder o ir directamente a cualquiera de los documentos que hayamos estado consultando. Es un botón fundamental para la navegación y, acostumbrados a tenerlo en la parte superior, pasa algo desapercibido al principio hasta que lo ubicamos.

La gran ventaja de ésta (y de cualquier otra enciclopedia de estas características) frente a las tradicionales de papel es la posibilidad de consultar cualquier definición con un simple clic del ratón, en un “enjambre” de conexiones. Todas las palabras contenidas en los textos enlazan con sus significados, de forma que si desconocemos alguno de los términos bastará con hacer doble clic sobre la palabra para saber qué significa, volviendo a donde estábamos mediante los botones del historial. En el caso de la enciclopedia de Micronet el apartado principal de artículos engloba todo, desde el diccionario hasta los propios artículos incluyendo también, en el caso del diccionario, su traducción al inglés en la misma definición. Encarta, por su parte, separa estos elementos. Los artículos engloban el contenido principal de la enciclopedia pero los diccionarios son independientes, tanto el de términos (de la RAE) como el bilingüe. El uso de una u otra forma ya es cuestión de gustos, cumpliendo perfectamente en ambos casos con su cometido.

La galería multimedia reúne los elementos de estas características. La interfaz es idéntica a la de la enciclopedia: en la parte izquierda los términos y en la derecha los contenidos. La principal diferencia la encontramos en un icono junto a los términos que identifica el tipo: imágenes, ilustraciones, mapas, música, vídeos, etc. La leyenda inferior nos sirve -además de para identificar las representaciones- para filtrar los contenidos, marcando o desmarcando los iconos.

La parte más “pobre” de la enciclopedia de Micronet es su Atlas, donde pierde claramente frente a Encarta. Podemos definirlo simplemente como correcto, con mapas sencillos y muchos menos términos geográficos.

Aparte de estos cuatro apartados principales, otros 5 iconos ubicados en la parte inferior izquierda de la interfaz nos permiten acceder a otras tantas utilidades: atlas histórico, efemérides, recreativos, actualizaciones y favoritos. Podríamos comparar el atlas histórico a la línea de tiempo de Encarta, pero bastante más limitado, y que mediante mapas del mundo, América, Europa y España nos muestra algunos de los principales acontecimientos en la historia (y prehistoria) con enlaces a su contenido en la enciclopedia. Efemérides, como su nombre indica, nos muestra hechos destacados de la fecha que seleccionemos. Recreativos se compone a su vez de otras cinco utilidades: un interesante Refranero, el Trabaletras (un juego para formar palabras), la Calculadora Financiera (para calcular amortizaciones), el Puzzle Musical (en el que deberemos ordenar unas partituras y adivinar la obra y el autor), y Adivina un País (otro juego en el que tendremos que adivinar los países que se nos presenten bien por medio de su bandera o de su capital).

La Enciclopedia Universal de Micronet es una estupenda herramienta de consulta, superior en contenido a Encarta pero cuyo punto más débil es su interfaz, bastante más simple y menos atractiva e intuitiva que el de su competidora. Como valores añadidos encontramos la suscripción gratuita por una año a www.enciclonet.com. la enciclopedia online de Micronet, que se incluye con las versiones Premium y DVD, y la actualización periódica gratuita que se