Wine es un emulador de la API de Microsoft Windows que permite ejecutar un cierto número de aplicaciones nativas de este sistema en diferentes plataformas entre las que se encuentran Linux, Solaris y BeOS. El equipo de desarrollo de Wine se encuentra actualmente mejorando las características actuales y congelando las especificaciones para el lanzamiento definitivo de la primera versión estable del proyecto. En esta primera fase se están centrando en la mejora de la gestión de ventanas y la documentación de todo el código. La idea es no quedarse en esta versión y ya se comentan algunos de los objetivos a lograr en sucesivas versiones de desarrollo, como una mejor integración con entornos de escritorio como Gnome y KDE.

www.winehq.com