Los atacantes inundaron los servidores que trabajan los dominios utilizando el ICMP (Internet Control Message Protocol) diez veces más que el tráfico normal. Estos actos no son nuevos. Microsoft y eBay han sido atacados desde hace años. Sin embargo, los expertos apuntan a que los incidentes del pasado lunes abren un nuevo capítulo en la historia de los ataques a Internet. Esto es así porque estos ataques fueron contra la arquitectura de Internet y los protocolos sobre los que trabaja la Red. A esto se suma la gran cantidad de virus que infectan miles de equipos y que pueden ser controlados de manera remota.

"Con herramientas de ataque automatizadas, incluso gente sin experiencia puede llegar a tomar el control de numerosos host", ha dicho Gerry Brady, director de tecnología de Guardent. Inclusive se ha apuntado la posibilidad que se trate de jóvenes que juegan en red y que, al perder, como una revancha, deciden asaltar Internet, debido a la naturaleza de los ataques (ni con fines profesionales ni financieros). A pesar de la creencia que los ataques han sido realizados por jóvenes, no terroristas, el FBI está detrás de estos ataques para esclarecer quién, o quiénes, han sido los responsables.