Dataquest ha publicado un informe que pretende dar cuenta de la salud del mercado mundial de PDA. Del estudio se desprende que, tras un incremento del 114% en los lanzamientos de estos dispositivos entre 1999 y 2000, las previsiones para 2001 y 2002 se han reducido en un 18%. No obstante, este año se prevé que se lancen cerca de 15.500.000 PDA, lo que supondría un incremento del 18% respecto a 2001, año en el que se lanzaron 13 millones de unidades.

No será hasta el año 2003 cuando el mercado recobre la vitalidad. Esta recuperación descansará en varios factores, entre los que se incluyen un resurgimiento del gasto de las empresas en tecnologías de la información, nuevas funciones integradas en los dispositivos y la recuperación de algunos de los fabricantes de hardware que producen PDA.

Esperar sin cables

Según refleja el estudio, las empresas no invierten en la actualidad en dispositivos móviles porque están esperando a las nuevas capacidades inalámbricas con las que podrán actualizar sus sistemas para soportar redes de conmutación de paquetes, mejor adaptadas a servicios inalámbricos de datos . Sin embargo, fabricantes como Nextel y Sprint no sacarán al mercado estas redes inalámbricas avanzadas hasta la segunda mitad de año. Esta falta de gasto en las empresas se puede apreciar en el significativo dato de que casi el 75% de los PDA vendidos en todo el mundo fueron adquiridos por individuos y no por usuarios corporativos.

La débil salud de los fabricantes de dispositivos móviles ha influido de forma notable en el crecimiento mundial de lanzamientos de PDA durante 2002. Y es que Palm y Handspring han producido un volumen pequeño de dispositivos en comparación con años anteriores. De estos PDA, el 57% soportaba el sistema operativo de Palm, mientras que un 18,5% operaba con Microsoft CE, que goza de una mayor implantación que en 2000, año en el que el porcentaje de PDA con el sistema operativo de Microsoft integrado rondaba el 11,3%.

Por otra parte, Dataquest espera que las actualizaciones de software y hardware que se produzcan a lo largo del año de fabricantes que licencian Palm OS y Windows CE ayuden a conducir las ventas de PDA el próximo año. La versión 5 de Palm OS se espera para junio, y los dispositivos basados en este sistema operativo aparecerán poco tiempo después.