Todos los ordenadores actuales han de tener la capacidad de comunicarse con otros, ya sea en un entorno corporativo a través de una tarjeta de red o en un entorno abierto . Hoy en día los ordenadores no se conciben como entes independientes y aislados, sino como pertenecientes a una red .

Módems

Un módem permite al ordenador conectarse a través de la línea telefónica con otros ordenadores, por ejemplo, con Internet . Además, todos incluyen también opciones para funcionar como un fax, trabajando siempre a una velocidad máxima de 14 . 400 bps . Las características más importantes a la hora de elegirlos son las siguientes:

n Velocidad ( normas ITU ) : los módems siguen diferentes normas que permiten determinar su velocidad máxima en la transmisión de datos . Éstas están definidas por la asociación UIT ( Unión Internacional de Telecomunicaciones ) y definen unos procedimientos comunes que aseguren la comunicación entre dos módems de fabricantes diferentes . El estándar V . 34 permite trabajar a 28 . 800 bps ( bits por segundo ) y prácticamente ya ha sido sustituido por los de V . 34+, con velocidades de 33 . 600 bps . Hoy en día no tiene sentido adquirir uno de V . 34 en vez de un módem V . 34+ . Recientemente se ha aprobado el estándar V . 90 que define la nueva tecnología de transmisión a 56 Kbps ( 56 . 000 bps ) y soluciona los problemas que existían hasta ahora con las tecnologías x2 de 3Com y K56flex de Rockwell/Lucent, incompatibles entre sí . Es importante señalar que hay que optar por un módem V . 90 y no comprarse uno con estándar propietario . La verdadera velocidad que permite el estándar V . 90 es 53 Kbps al recibir ( no 56 Kbps como pudiera parecer ) y 33,6 Kbps al enviar datos . Para que se pueda establecer una comunicación a 53 Kbps es necesario que en el recorrido de la llamada sólo se produzca un salto de conversión de analógico a digital . Si hay más de una conversión de ese tipo, no se puede efectuar la llamada a esa velocidad ( sí a 33,6 Kbps con el estándar V . 34+ ) . Por tanto, no es válido para llamadas de usuario a usuario y sólo de un usuario a un proveedor . Antes de comprar un módem V . 90 es muy conveniente comprobar que en sus llamadas habituales por módem sólo se produce un salto de analógico a digital .

- Interfaz: según la interfaz o conexión del módem al ordenador podemos distinguir entre módem interno ( conectado a una ranura normalmente ISA ) y módem externo ( conectado a un puerto serie del ordenador ) . Los modelos internos suelen ser más baratos e incluyen su propio puerto serie a través del cual se realiza la comunicación . Los módems externos gastan uno de los puertos serie, pero suelen ofrecer al usuario luces y paneles con información más detallada sobre los diferentes pasos de la comunicación .

- BIOS actualizable: todos los módems tienen una BIOS con rutinas y programas que les permiten soportar un determinado estándar y trabajar a unas determinadas velocidades . Algunos módems tienen una BIOS actualizable, también denominada Flash ROM, que permite cambiar por software dichas rutinas y programas . Es muy importante esta característica, pues permitirá que su módem se vaya adaptando a los cambios sin necesidad de comprar otro . Aunque también es preciso señalar que la tecnología de los módems usando cables de línea telefónica ha llegado prácticamente a su techo máximo .

- Chip de sonido: algunos módems incorporan un chip de sonido que permite realizar tareas de contestador telefónico . Sólo merece la pena pagar el precio extra de un módem con chip de sonido cuando vaya a hacer uso de dichas características .

- Plug and Play: la mayoría de los módems soportan la especificación Plug and Play, que permite instalarlos en Windows 95 de forma automática, sin necesidad de que el usuario configure el puerto serie, la dirección de E/S y la línea IRQ que se usará . Aunque siempre es conveniente que el módem soporte Plug and Play compruebe que permite realizar configuración manual .

Tarjetas de red

La tarjeta de red es un dispositivo de comunicaciones a alta velocidad que permite que varios ordenadores compartan datos y recursos comunes . Esto permite que el coste de ciertos dispositivos, como impresoras, resulte más bajo . La tarjeta de red típica funciona a 10 Mbps y tiene una conexión RJ-45, lo que quiere decir que utiliza cable de par trenzado ( normalmente oirá hablar de 10BaseT para estos sistemas ) . Si en la red existe sólo un par de equipos conectados, se puede realizar una conexión directa entre ambos, pero si existen varios equipos, deberá instalar un concentrador ( también llamado hub ) . Se pueden adquirir tarjetas de red de 100 Mbps ( se habla en este caso de 100BaseT ) , a precios razonables, aunque si se quiere funcionar a 100 Mbps, el concentrador debe ser también de esta velocidad .

La tarjeta de red ideal deberá ser compatible Plug and Play, contar con conexión RJ-45 y BNC con detección automática, y tener varios indicadores luminosos que sirvan para conocer su estado . Imprescindibles son el de conexión, el de actividad y el de tipo de conexión .

Para PC normales, existe poca diferencia en las prestaciones que ofrecen unas u otras marcas, aunque sí que se puede apreciar cuando la tarjeta se instala en un servidor . En este caso conviene adquirir una tarjeta especial que no cargue mucho al procesador del equipo, para lo que es muy recomendable que sea PCI y soporte bus mastering .