Centrisa ha creado la empresa CGC (Centrisa Gestión de Centros) que está dedicada específicamente al Outsourcing y la Gestión de Instalaciones de grandes empresas que desarrollan su actividad en los sectores de Finanzas, Seguros, Servicios Públicos, Industria y Sanidad.

CGC cuenta con dos centros ubicados en Bilbao y Barcelona con una plantilla de 20 personas.

En 1997, esta empresa espera obtener una facturación de 1.000 millones de pesetas.

CGC dispone de un Centro de Impresión y Acabados (CAI) que ha sido creado con el fin de atender las necesidades de empresas que desean mantener en sus propias manos el día a día del tratamiento de la información aunque no quieran verse involucradas en la gestión diaria de los procesos de impresión de resultados y los acabados correspondientes.

La oferta de Centrisa en lo que a servicios de centros de impresión y acabado se refiere, están dirigidas a compañías que emiten grandes volúmenes de información de documentos genéricos y otros que precisan personalización.

El CAI tiene sistemas de impresión con capacidad de trabajar con 1.000 páginas por minuto con tecnología láser a color. Las tareas de Acabados se llevan a cabo con trenes de plegado y ensobrado con una capacidad de producción de más de 50.000 sobres por hora.

CGC también actúa como centro de proceso de datos y gestión de redes para poder "asegurar la gestión y optimización de los medios informáticos de las empresas, a fin de beneficiarse de una informática eficiente, sin tener que ocuparse de las tareas cotidianas de su gestión", según asegura la compañía.