Aunque se acaba de presentar la beta 2 de Internet Explorer, el proceso de desarrollo prácticamente está concluido . Microsoft tiene pensado lanzar el producto a principios de enero en su versión inglesa, dejando la traducción para finales del mismo mes o comienzos del siguiente .

Además, Internet Explorer se integrará dentro de la familia Office 2000, convirtiéndose así en uno de los componentes principales de la suite . Entre las novedades que presentará el producto se encuentra una disminución considerable del tamaño del mismo, pasando de los 12 MB actuales a tan sólo 6 MB acompañado por un incremento en el rendimiento de la descargas de páginas que, según Microsoft, se encuentra un 20% por encima del rendimiento actual .

Además, se han mejorado los sistemas de búsqueda haciéndolos más sencillos de utilizar y algo más inteligentes, así como se da la posibilidad de personalizar parte del entorno de trabajo .

Para mayor información puede leer el Primer Contacto que se publica en este mismo número de PC World .