PYME Digital se enmarca dentro de la segunda generación de políticas para favorecer la utilización de las TIC y el comercio electrónico entre las pequeñas y medianas empresas. Este nuevo plan tiene como misión fomentar una clase de comercio electrónico mucho más sofisticado así como la integración plena en las prácticas empresariales. El plan también incidirá en el fomento de las soluciones de negocio electrónico, incluida la factura electrónica, y para la contratación pública y las Administraciones. De igual modo se prestará asesoramiento personalizado a la PYME en el uso de las Tecnologías de la Información para la mejora de los procesos empresariales.

Paralelamente, se arbitrarán los mecanismos necesarios para promover la implantación de la facturación electrónica y, en general, para favorecer el intercambio de documentos en formato electrónico como albaranes o catálogos.

La ejecución de este plan será en cooperación con las Comunidades Autónomas, según las prioridades y la definición del alcance de los objetivos perseguidos, las medidas a emprender así como la estrategia de cofinanciación de las actuaciones que se decidan llevar a cabo.

El reparto del dinero se efectuará del siguiente modo: el Ministerio de Industria aportará 100.000 euros por comunidad y ciudad autónoma mientras que el resto de sus fondos se distribuirán proporcionalmente en función de los porcentajes empleados en el reparto de la financiación del gobierno en los convenios del Plan Avanza suscritos con las CC.AA.