Airtel ha puesto en marcha un servicio de notificación inmediata del coste de la llamada realizada por teléfonos móviles de gama alta. Este servicio permite fijar un límite de coste con un crédito máximo que una vez que se supere no se podrán realizar más llamadas. Asimismo, todas estas medidas quedan protegidas por un código de seguridad para evitar manipulaciones.