Así, el cierre del ejercicio se ha saldado con “unas cifras oficiales de 7.000 millones de pesetas de facturación, que es un 32 % más con respecto al año anterior, que fueron 5.300 millones. Estos 7.000 millones superan cifras estimadas anteriormente, que eran sensiblemente inferiores. En España. El número de unidades vendidas se ha repartido entre 25.000 portátiles, 13.000 PC o workstations y 480 servidores”, asegura Cecilia Oxandabarat.

Estos datos confirman a Acer Ibérica en el segundo puesto de portátiles, octavo de servidores y noveno de PC en el mercado español durante 1998. Estas cifras son las ofrecidas por la propia compañía, pero ya han aparecido los primeros datos de las consultoras del sector, que, pese a que difieren con ella y entre sí sobre las cantidades, sí están de acuerdo al situarlos en segundo lugar entre los fabricante de portátiles en 1998.

Nuevos enfoques

Acer pretende establecerse como una compañía global, por ello se han introducido también en el mercado de los servidores, pero según Oxandabarat, “es un sector en el que llevamos muy poco tiempo y no le dimos el enfoque que realmente le queríamos dar. Por ello, en 1998 seguimos enfocándonos hacia los portátiles, aunque también hemos estado en operaciones importantes con PC, lo que nos da una imagen de marca. En el 98 Acer se centró en consolidar el canal y este año lo que va a hacer es centrarse en el usuario”. Tal y como explica Cecilia Oxandabarat, “vamos a potenciar el mercado de consumo este año. Ya tenemos el canal y el punto de venta, pero ahora vamos a dar a conocer la marca al usuario doméstico”.

Los innovadores XC

Dentro de su política de globalización, Acer ha apostado por un nuevo concepto, los “electrodomésticos de la información”. Los XC son un tipo de ordenador muy distinto al PC que tiene como peculiaridad que es mucho más sencillo que estos y que tiene una finalidad específica, pero que pueden ser varias. Así, puede haber un XC para educación a distancia, para navegar por Internet o para home-banking. En torno a estos productos, Cecilia Oxandabarat explica que “el XC es un concepto, un producto específico para una gran cuenta y para el hogar, de hecho, creo que en un par de años no habrá un hogar que no tenga un XC”.

Oxandabarat continuó explicando que “se calcula que alrededor de un 30 por ciento de la población mundial va a tener algún tipo de XC en casa y que va a explotar cerca de un 100% de las funciones. Además es mucho más barato, porque el canal participa aquí muy poco. Lo que Acer puso encima de la mesa con el XC no es un aparato ni una tecnología, es una filosofía que consiste en aplicar la informática a un aparato que se acerca mucho más al electrodoméstico”.