SanDisk ha ampliado su familia de almacenamiento móvil con una nueva memoria flash inalámbrica, SanDisk Connect Wireless Stick. Se trata de una memoria  que aporta flexibilidad a los usuarios a la hora de acceder, compartir y transferir fotos y vídeos entre dispositivos móviles y ordenadores y se caracteriza por su mayor capacidad, de hasta 128GB.

SanDisk Connect Wireless Stick puede utilizarse con dispositivos móviles y ordenadores y permite acceder a soportes o transferir archivos de gran tamaño de forma inalámbrica, archivar y compartir fotos y vídeos, o transferir vídeos HD y música a y desde dispositivos móviles, y hasta tres a la vez. Incorpora la app SanDisk Connect para agilizar la gestión del contenido entre los distintos dispositivos del usuario, ya sean iOS, Android, tablets Fire, PC o Mac, a través de conexión WiFi protegida con contraseña.

El SanDisk Connect Wireless Stick tiene dos años de garantía  y ya está disponible en Amazon, BestBuy.com y SanDisk.com en capacidades de 16GB, 32GB, 64GB y 128GB a precios recomendados de 34,99 euros, 42,99 euros, 59,99 euros y 99,99 euros, respectivamente.

Con capacidad para soportar una transferencia única de hasta 4,5 horas en una única descarga, proporciona acceso a los contenidos en cualquier momento y lugar.