TABLETS | Artículos | 30 NOV 2012

Acer TravelMate Timeline 8481T: el aliado de la movilidad

Alfonso Casas

El TravelMate Timeline 8481T es un portátil dirigido a los profesionales de las empresas que habitualmente desempeñan su trabajo fuera de la oficina, con lo que requieren de gran movilidad sin prescindir de una plataforma robusta y segura. Para ello, Acer lo dota de tecnología vPro de Intel, con aspectos interesante como el chip TPM y la tecnología ProShield Security, herramienta esta última que protege el portátil desde el nivel de la BIOS hasta la aplicación, con autenticación, manejo de contraseñas, e incluso lector de huellas dactilares para los accesos controlados. En definitiva, herramientas de seguridad desarrolladas para poder gestionar los equipos remotamente por un administrador de sistemas.

A efectos de uso, el TravelMate debe garantizar gran durabilidad, por lo que su carcasa es está fabricada de aluminio y magnesio, componentes que garantizan ligereza y robustez al mismo tiempo. Su bisagra de aleación metálica incluye una espiral reforzada para ofrecer máxima resistencia a los golpes, y la función Autolock (cierre automático) garantiza que la tapa del portátil quede perfectamente ajustada, con bordes de goma que absorben el típico golpe que se produce al unirse la pantalla y la base.

El 8481T dispone de una pantalla de 14 pulgadas, sin embargo, el tamaño del portátil parece inferior, fruto de del hecho de que la pantalla aprovecha al máximo el borde del marco, casi inexistente. Con relación de aspecto 16:9, la resolución máxima que maneja es de 1.366 x 768 píxeles, y acabado No-Glossy, algo fundamental para evitar los reflejos indeseables que se producen en otras modalidades. El peso del portátil es francamente bueno, de solo 1,7 kilogramos, equiparándose a algunos modelos Ultrabook de empresa, aunque este de Acer no lo sea. Además, cuenta con una batería de larga duración, de Litio-Ion de 8 celdas y 86 vatios/hora. Aunque sobresale ligeramente de la estructura del portátil, permite que el portátil adopte una posición ligeramente inclinada, además de que obtenemos libertad de uso durante más de 9 horas con un uso ligero del portátil antes de tener que volver a recargarla de nuevo.

Pruebas de rendimiento

Su configuración no es de las más avanzadas. Cabe destacar que se comercializa con el sistema operativo Windows 7 Professional, algo que no es problema alguno pues en las empresas la adopción de Windows 8 es todavía sumamente baja. Además, su procesador, un Intel Core i5-2467M a 1,6 GHz, pertenece a la segunda generación, cuando la mayoría de equipos vienen con los Intel Core de tercera generación, conocidos como Ivy Bridge. Esto hace que los rendimientos en nuestras pruebas habituales con WorldBench 6 se queden en un índice de 100, con 4 GB de memoria RAM y chip gráfico dedicado, el que aporta el procesador de Intel. Los índices de los actuales equipos con Core i5 Ivy Bridge están ofreciéndonos resultados WorldBench en torno a los 130 de media. Los gráficos integrados nos ofrecieron valores discretos para poder ejecutar algún juego, pero suficientes para desempeñar las tareas ofimáticas habituales.



La otra buena cara de su comportamiento la ofrece con los valores de batería, donde alcanzamos tiempos de 661 minutos (11 horas) con MobileMark 2007 antes de agotarse por completo.

Lo que es innegable es su gran conectividad. Con el fin de ofrecer movilidad, el equipo no dispone ya de unidad óptica, para lo que tendremos que recurrir a una unidad externa. A cambio, contamos con puerto Gigabit Ethernet, salidas de vídeo de tipo VGA y HDMI, conexiones USB 3.0, así como un USB 2.0 combinado con eSATA, interesante para todo ese mercado de periféricos o discos duros que todavía existe. Este modelo en concreto no permite conexión 3G, pero es posible elegir la posibilidad a la hora de la compra. Un detector de huellas ha sido embebido discretamente junto a la botonera y el área del touchpad, de manera que resulta muy intuitivo su manejo. La disposición de sus teclas es espaciosa, y al prescindir de teclado numérico, permite que las que hay tengan un gran tamaño, incluso las de función.

Conclusión

Aparentemente y sobre el papel, el TravelMate TimeLine 8481T presenta una configuración algo anticuada. Sus procesadores son de la generación Intel Core anterior, y previsiblemente Acer sea lo primero que actualice en este equipo. Los gráficos dedicados Intel HD Graphics son suficientes para tareas ofimáticas, pero le vendría muy bien la posibilidad de alguna gráfica más avanzada para cuando requieras de tareas más intensas. El resto de aspectos, tanto su batería, como el acabado del portátil, son interesantes para el profesional o trabajador móvil que se pasa los días fuera de la oficina. Tendrás en tus manos un equipo duradero, así lo ha demostrado el que hemos probado durante un período aproximado de dos meses.



4 ESTRELLAS


TravelMate TimeLine 8481T|


Acer http://www.acer.es


P.V.P: 849 €


LO MEJOR Autonomía Precio


LO PEOR Rendimiento Sin conexión 3G

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información