SMARTPHONES | Noticias | 17 SEP 2010

Microsoft cambia la estrategia de Windows Phone 7

La presentación de la versión final de las herramientas de desarrollo de Windows Phone 7 supone un nuevo impulso en la campaña de relanzamiento de su negocio móvil, que pasa de haber estado centrado en el apoyo a los desarrolladores a intentar dar a conocer el producto a los consumidores a través de importantes acciones de marketing.
Paula Bardera

Con este último conjunto de herramientas, los desarrolladores podrán finalizar sus aplicaciones móviles e integrarlas en el Windows Phone 7 Marketplace, el catálogo de juegos y aplicaciones online que se pondrá en marcha cuando los primeros dispositivos vean la luz formalmente, algo que está previsto para el próximo 11 de octubre. Microsoft ha invertido mucho dinero y esfuerzo para reimpulsar esta página Web, así como para simplificar y acelerar el proceso de aprobación de la misma.

Los detalles sobre el lanzamiento de las herramientas finales, con links a otros recursos para desarrolladores, han sido publicados en el blog de Windows Phone 7.

Además, Microsoft ha preparado una demostración en vídeo de una serie de aplicaciones para Windows Phone 7 de diferentes socios de alto nivel como Twitter o Netflix. Se trata de vídeos cortos que se pueden ver online. Los socios de Microsoft en este campo, entre los que se encuentran nombres como

Asus, Dell, HTC, LG y Samsung, han creado específicamente toda una línea de teléfonos para el nuevo sistema operativo. Así lo ha explicado Brian Watson, director de desarrollo de experiencias para Windows Phone 7, que ya ha visto alguno de ellos. “Han creado algunos diseños realmente impactantes y han añadido características en algunos de ellos que encantarán a muchos usuarios. Es una buena línea de teléfonos, con un aspecto muy diferente”. A pesar de dar estas pinceladas, Watson no quiso dar más detalles sobre los teléfonos.

Las herramientas de Windows Phone 7  son una parte fundamental de la nueva estrategia móvil de Microsoft, pues con ellas pretenden aumentar el número de desarrolladores Windows, ampliando así la relativamente pequeña comunidad de desarrolladores que trabajaba en la antigua plataforma Windows Mobile.

Las herramientas Windows Phone 7, todas ellas disponibles como descarga única, incluyen un programa emulador de Windows Phone para probar la apariencia y experiencia de uso de las aplicaciones, así como componentes que se pueden añadir a las últimas versiones de las principales herramientas de software de Microsoft, Visual Studio 2010, Expression Blend 4 y XNA Game Studio. Todas las aplicaciones Windows Phone 7 funcionarán en los dispositivos de mano, utilizando Silverlight o tiempos de ejecución XNA.

Esta nueva estrategia asegura que cientos de miles de desarrolladores de Microsoft de todo el mundo cuenten con las capacidades de desarrollo básicas para abordar la nueva plataforma móvil. A mediados de agosto, ya se habían realizado más de 300.000 descargas de las primeras versiones de las herramientas móviles, según cifras de Watson. Estas descargas se incrementaron en 100.000 más en las siguientes cuatro semanas. 

Este responsable reconoce que no todos los desarrolladores de Windows Mobile se han subido a este carro. “El mercado ha cambiado y nuestra cuota de Windows Mobile está cayendo. Y ésa ha sido precisamente una de las razones por las que hemos cambiado nuestra estrategia en el campo de la movilidad. Algunos de estos desarrolladores pueden no estar contentos con ello, pero no puedo hacer mucho al respecto, excepto intentar volver a conseguir que confíen en nosotros y nos apoyen”.

En los últimos dos meses, Microsoft ha ido enviando prototipos de teléfonos con Windows Mobile 6 a fabricantes independientes de software, que se centran principalmente en el mercado empresarial. Durante la semana pasada, este grupo manifestó un alto nivel de excitación y prometieron contar con aplicaciones para Windows Phone 7, listas para el lanzamiento del próximo 11 de octubre. “Estamos muy contentos con la acogida que está teniendo”, ha declarado Watson.

Inmediatamente después del lanzamiento de octubre de los teléfonos y de la tienda de aplicaciones online, Microsoft celebrará 70 eventos para desarrolladores en los Estados Unidos, en los que empleados de la compañía mostrarán el sistema operativo y las herramientas a los desarrolladores en encuentros cara a cara, demostraciones y jornadas de formación.

Pero antes de todo eso, se espera que Microsoft ponga en marcha un importante esfuerzo de marketing para conseguir atraer el interés de los consumidores. Watson es franco al reconocer que Windows Mobile se ha centrado, principalmente, aunque no en exclusiva, en el mercado empresarial. El éxito del iPhone de Apple en el mercado de consumo, así como el creciente número de dispositivos que trabajan con el sistema operativo de Google, Android, han forzado a Mcirosoft a replantearse y reorganizar su estrategia de negocio.

Un analista de telecomunicaciones, Jonathan Goldberg, del Deutsche Bank, ha estimado que Microsoft invertirá 400 millones de dólares solamente en acciones de marketing para el lanzamiento de Windows Phone 7. Además, todo parece indicar que ya ha gastado cientos de millones más en la reorganización interna de su negocio móvil, costes internos de desarrollo, evangelización entre los desarrolladores y en compensación por los costes de desarrollo para los fabricantes de teléfonos móviles.

Goldberg ha afirmado que los ejecutivos de Microsoft le confesaron que, los costes totales del primer año podrán ser de miles de millones, sumando las negociaciones con operadores y fabricantes de dispositivos, entre otros. Eso sí, habrá que ver si estas inversiones son realmente efectivas.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información