SEGURIDAD | Noticias | 26 MAR 2012

La seguridad de Android, ¿marketing o realidad?

Numerosos informes y análisis de expertos publicados en los últimos meses, la mayoría por parte de proveedores de seguridad, destacan, a veces en términos catastróficos, que el sistema operativo de Google es ya el primer objetivo de ataques de malware en dispositivos móviles.
PCWORLD PROFESIONAL

A lo que algunos responden que se trata de un asunto obvio y nadie necesita un estudio para saber que hay cada vez más ataques contra Android, ya que en cuanto un programa como Facebook se hace popular, los piratas intentan explotarlo. Además, algunos quieren ver en este énfasis, el argumento interesado de los proveedores de seguridad por atemorizar a los usuarios y así promocionar sus propios productos.

Sin embargo, si se consulta la cuestión a profesionales menos interesados, la respuesta suele sorprender porque aseguran que los únicos usuarios vulnerables al malware Android son algunos estúpidos que descargan aplicaciones sin comprobarlas primero. Chris DiBona, director de programas open-source en Google, salió muy recientemente en defensa de Google+, asegurando que los sistemas operativos móviles, como Android, iOS y BrackBerry, no necesita software antivirus.

“Los proveedores de seguridad están jugando con el miedo para intentar venderte un software de protección BS para Android, RIM e iOS”, aseguraba. “Son charlatanes y falsos. Si trabajas para una compañía que vende protección antivirus, deberías estar avergonzado de ti mismo”, dijo en términos ofensivos.

¿A quién creer?

Como siempre, hay algo de verdad en ambas posturas, según muchos expertos en seguridad móvil. Es verdad, aseguran, que Android ha estado creciendo de forma exponencial y que es un objetivo cada vez más atractivo para los desarrolladores de malware. Pero, como dicen los críticos, es un aspecto obvio y nada nuevo.

McAfee aseguró el pasado mes de noviembre que Android había registrado más de 550.000 activaciones diarias y ya ha superado los 200 millones. La compañía aseguró también que Android está en el camino de convertirse en el principal sistema operativo mundial y que virtualmente todo el nuevo malware detectado en el tercer trimestre del año lo tenía como objetivo. CNET aseguró en diciembre en un informe del proveedor Fortinet, que había encontrado un 90 por ciento de crecimiento en diferentes tipos de malware Android, desde 2010 a 2011. Mientras que Total Defense, un proveedor de software antimalware, aseguró recientemente que se habían identificado 25 veces más malware Android en 2011 que en 2010. Kaspersky, por su parte, acaba de asegurar este mes que, de las 340 familias y más de 9.000 tipos de malware detectados en dispositivos móviles, el 75 por ciento de ellos se dirigía a Android.

También hay un amplio acuerdo en que no es sólo la popularidad de Android lo que le convierte en un objetivo, sino también su entorno abierto que permite encontrar más rápido las vías de entrada, lo que facilita el desarrollo de código malicioso.

El problema más importante citado es que incluso cuando Google detecta rápidamente un problema tarda meses en trasladarlo a los usuarios.

Computerworld en Reino Unido aseguró el pasado mes de octubre que Google había encontrado una vulnerabilidad en agosto de 2010 y la resolvió casi inmediatamente, pero los fabricantes de smartphones tardaron demasiado en trasladar el parche a los usuarios. Siete meses más tarde, apareció un troyano llamado DroidDream que explotaba esta vulnerabilidad y consiguió infectar más de 250.000 smartphones.

Así, el consenso general es que mientras el malware Android no es todavía un problema para los ordenadores, sí que es un asunto preocupante para las principales corporaciones.

Gary McGraw, CTO de la firma de seguridad Cigital, admite que hay cierta exageración por parte de los proveedores de seguridad, aunque “la convergencia entre ordenadores y teléfonos está cerca y, aunque los smartphones no sean un gran objetivo todavía, sí que lo serán. Nosotros tenemos mucha práctica en seguridad móvil y la demanda es creciente en bancos multinacionales, proveedores como Verizon y fabricantes de chips”.

La polémica está servida y mientras que algunos aseguran que Android es menos seguro que un iPhone, algunos expertos también destacan que muchos usuarios de iPhones los liberan y, en ese caso, no hay grandes diferencias en cuanto a seguridad con respecto a un Android.

Otros creen que todas las partes tienen algo de razón y “aunque Google no haya sido tan eficaz como Apple en proteger a sus usuarios menos sofisticados, los usuarios Android están bastante a salvo y, sobre todo, tienen acceso a algunas aplicaciones que nunca conseguirían desde Apple”.

En todo caso, la mejor forma para que los usuarios estén protegidos, en su opinión, es que mantengan una actitud razonable de seguridad y unas simples medidas de seguridad, como las publicadas por PCWorld hace un año.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información