BUSINESS TI | Noticias | 23 ABR 2007

Los portátiles siguen siendo el motor de la industria del PC en EMEA

Las ventas de PC en Europa, Oriente Medio y África (EMEA, por sus siglas en inglés) han sido superiores a lo que los propios analistas habían pronosticado durante los tres primeros meses del año. El “culpable” de esta situación no es Windows Vista, sino los portátiles.
Arantxa Herranz
En el primer trimestre del año se han vendido un 13,2 por ciento más de ordenadores personales que en los mismos meses del año pasado en la región EMEA, según los primeros datos dados a conocer por la consultora de mercado IDC. Según sus cálculos, han sido un total de 19,4 millones de unidades las que se han entregado en estos tres meses, siendo los portátiles los que más han visto mejorar sus resultados, puesto que sus ventas han crecido un 34,3 por ciento.

En cuanto a los ordenadores de sobremesa, sus ventas han permanecido inalterables, pero la imparable demanda de los portátiles (especialmente en el segmento de consumo y en Europa Central) ha permitido que el trimestre se cierre, en global, con este saldo positivo de dos dígitos. HP y Acer continúan mejorando sus cuotas de mercado aunque los crecimientos más fuertes están protagonizados por Toshiba, Packard Bell y Asus. Dell, por su parte, sigue sufriendo una débil demanda corporativa y la fuerte competencia en el segmento retail, mientras que Fujitsu Siemens y Lenovo siguen creciendo, aunque a un menor ritmo que el mercado.

“La fuerte venta de portátiles en toda la región continúa siendo el principal motor de crecimiento para la mayoría de fabricantes”, explica Karine Paoli, directora de investigación de informática personal en IDC, quien añade que la demanda por parte de los consumidores de portátiles en Europa Occidental “sigue siendo muy fuerte y está motivada por una ampliación de la oferta y por unos diseños cada vez más atractivos. Los agresivos niveles de competitividad entre fabricantes se mantienen, por lo que estos precios permiten cerrar el trimestre con un incremento en unidades vendidas que ronda el 40 por ciento. Todo ello está permitiendo crear una base instalada de clientes desde 2004 que ayudará a mantener esta tendencia de crecimientos de doble dígito durante, al menos, dos años, al crear nuevas oportunidades de venta en la medida en que los usuarios se vuelven más sofisticados”.

IDC asegura que la aceleración de la adopción de los portátiles es muy evidente en Europa Central y del Este, donde las ventas de portátiles han crecido cerca de un 70 por ciento, impulsadas por la demanda de consumo. De ahí que este tipo de sistemas hayan superado en volumen de ventas a los sobremesa en la mayoría de países de la zona. “Los portátiles han vuelto a suponer este trimestre cerca de la mitad de todos los sistemas vendidos en Europa Occidental, mientras que en países como Hungría o la República Checa han superado incluso este porcentaje”, comenta Eszter Morvay, analista de IDC.

Esta consultora también señala que Windows Vista no ha sido un motor del crecimiento en este primer trimestre pero, en combinación con la migración a nuevos procesadores, sí se puede hablar de que ha colaborado en el crecimiento y a que se reemplacen algunas unidades, especialmente en sobremesa, lo que ha ayudado a que el dato de venta de unidades en este segmento no sea negativo en este trimestre.

Por eso, mirando hacia el futuro, Paoli asegura que la segunda mitad del año se podrá ver beneficiada (además de por la demanda doméstica de portátiles y el tirón de Europa Central) por una progresiva actualización empresarial. “La competencia en precio y entre fabricantes seguirá siendo una tónica dominante entre todos los segmentos, por lo que los beneficios tenderán a ser más moderados. Esto obligará a los fabricantes a balancear entre cuota de mercado y rentabilidad del negocio”, sostiene la responsable de IDC.

Clasificación de fabricantes
Como es habitual, IDC también ha elaborado un listado de los fabricantes que más ordenadores vende. Así, HP sigue siendo el líder en la región EMEA y, además, cierra el trimestre con un crecimiento del 25 por ciento, gracias sobre todo al buen momento de sus portátiles, cuyas ventas han mejorado en un 57 por ciento. Una sólida cartera de productos, una fuerte campaña y una efectiva ejecución en grandes almacenes le han permitido cosechar estos datos, así como el desarrollo de una competitiva estrategia empresarial, tanto en el sector de las PYMES como de las grandes corporaciones.

En cuanto a Acer, continúa mostrando la tendencia de crecimiento más rápida entre los cinco principales nombres del mercado, con unos incrementos del 46 por ciento en portátiles y del 48 por ciento en sobremesa.

Dell es el que más sufre la débil demanda corporativa, así como por ser el fabricante que ofrece sus productos de manera directa, lo que le está frenando para, en el terreno del consumo, poder competir más ferozmente con el resto de fabricantes.

Fujitsu Siemens cierra el trimestre también en positivo, especialmente tras haber mejorado su competitividad y su estrategia de canal de distribución, especialmente en el segmento de los portátiles. Así, por ejemplo, en el Reino Unido ha conseguido crecer nada menos que un 90 por ciento.

En cuanto a Toshiba, sus resultados siguen mostrando un sólido rendimiento en el mercado de los portátiles, que le permite mantenerse en la quinta posición del mercado en EMEA. Es, según IDC, uno de los nombres que más se está beneficiando de los segundos y terceros compradores de portátiles que ya se observan en Europa.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información