BUSINESS TI | Noticias | 04 AGO 2009

Intel suspende la fabricación de sus nuevos discos SSD

Tags: Hardware
Al parecer se han encontrado problemas de corrupción de datos y actualmente se está trabajando en un nuevo firmware.
Daniel Comino

Después de la exitosa primera generación de discos de estado sólido (SSD), Intel, gracias a su alianza con Micron, se encontraba estos días en plena fase de envío de las primeras unidades de la nueva generación de chips con chips NAND de 34 nanómetros, en lugar de los 50 nanómetros que integraban los las primeras unidades.

Sin embargo, Intel ha confirmado un retraso en los envíos de estas nuevas unidades, ya que se han encontrado fallos de corrupción en los datos, por lo que, por el momento, han decidido finalizar los envíos para solucionar el problema, que inicialmente podría pasar por el desarrollo y despliegue de un nuevo firmware en los discos, cuya tarea tendrá lugar durante los próximos días. Una vez arreglado el inconveniente, la compañía tiene previsto continuar con los envíos masivos con normalidad dentro de dos semanas, aunque está confirmado que cuando se aplique el parche, todos los datos que estén en el disco se perderán por completo.

Según parece, el problema aparece únicamente cuando un usuario decide establecer una contraseña para entrar a la BIOS de su sistema, ya que, a partir de ese momento, cuando el sistema se apaga el disco deja de responder y los datos permanecen inaccesibles. Por lo tanto, para los clientes que ya cuenten con una unidad, Intel recomienda no establecer contraseñas en la BIOS (en el resto de operaciones con contraseñas, como con los usuarios de Windows, funciona correctamente).

Como recordatorio, aunque la primera generación de discos SSD obtuvo muy buenas críticas por parte de la industria (de hecho, en la revista PC World de octubre de 2008 analizamos los primeros discos SSD de Intel, que obtuvieron nuestra máxima calificación, de 5 estrellas), lo cierto es que la principal ventaja de esta nueva remesa es la drástica bajada de precios (principal barrera en la primera oleada, que se podían comprar por 585 dólares para pedidos de 1.000 unidades), que podrían experimentar una caída de hasta el 60 por ciento, lo que, sin duda, aumentaría el público objetivo, haciéndolos masivos.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información