BUSINESS TI | Noticias | 08 JUL 2009

El crecimiento de Windows 7 será muy pronunciado

Justo un año después de su lanzamiento, las ventas de Windows 7 supondrán cerca de la mitad del total de sistemas operativos clientes de Microsoft entre los usuarios corporativos. Así al menos lo apuntan los últimos estudios de IDC.
Paula Bardera

En 2010, Windows 7 representará un 49,6 por ciento de los sistemas operativos de Windows comprados por las empresas, lo que se traducirá en torno a 58 millones de copias, según datos de IDC. Estos números hacen parecer pequeños los logros de Vista, que en esa misma época contará con el 15 por ciento de los sistemas operativos Windows que Microsoft venda ese año, en torno a 18 millones de unidades.

Para ilustrar la rapidez con la que Vista perderá lustre por culpa de Windows 7, señalar que Windows XP, el predecesor de Vista, contará con cerca del 35 por ciento de la cuota de mercado, esto es, en torno a 41 millones de unidades, en 2010, este sistema operativo, que se lanzó a finales de 2001, estará a sólo un año de finalizar su fase de soporte extendido. En 2011, Windows 7 rondará casi el 75 por ciento de las unidades vendidas.

IDC también apunta que Vista se caerá completamente del mapa de los sistemas operativos en 2012, mientras que XP seguirá vendiéndose, hasta los 15 millones de unidades en 2012 y 8,4 millones en 2013. Esas unidades serán las que adquieran aquellos usuarios de Windows 7 y pasen el sistema operativo a XP a través de los derechos que les confieren sus contratos Software Assurance, explica Al Gillen, analista de IDC encargado de realizar las previsiones sobre Windows. “Lo que ocurre es que Windows 7 aparece e inmediatamente eclipsa a Vista”, declara Gillen.

El momento álgido de Windows 7 se producirá en 2013, cuando el nuevo sistema operativo acapare en torno al 95 por ciento de las ventas de sistemas operativos de Microsoft en empresas. El porcentaje es superior al 90 por ciento previsto para 2012. “En un momento dado, los usuarios querrán seguir avanzando. Todo lo que se necesita es demanda para una aplicación diseñada para Windows 7 y ya no podrás utilizar XP nunca más”.

Gillen también ha declarado que los usuarios se van a quedar “atrapados” entre dos productos, XP y 7, y una vez que eso ocurra, “tiene más sentido ir hacia delante que hacia atrás”. Además, este analista cree que el modo XP de Windows 7 también ayudará a la transición de los usuarios que continúan trabajando con aplicaciones XP. “Y para aquellos usuarios que se pasaron a Vista, tiene sentido que cambien a Windows 7 de manera prácticamente inmediata”.

Microsoft tiene previsto impulsar Windows 7 a la siguiente fase de producción la próxima semana y quiere tener listo el código final para su lanzamiento el 22 de octubre. La compañía lanzó la primera versión beta de Windows 7 en enero y una Release Candidate en mayo.


Windows 7 arrasará en el mercado


 

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información