| Artículos | 01 NOV 1997

Windows NT 5.0

Tags: Histórico
La apuesta de Microsoft por el mundo empresarial
Jorge Pascual.

La versión 4.0 de Windows NT está provocando una gran renovación dentro de los entornos corporativos tradicionalmente unidos a Unix. Hoy analizamos el futuro de este sistema operativo y exponemos las novedades que incluirá la siguiente versión: 5.0.

Windows NT se ha implantado con fuerza en todo el mundo empresarial. Las características tanto de la versión servidor como la versión Workstation han convertido a este sistema operativo en un serio competidor de Unix. Hasta hace pocas fechas, Unix dominaba prácticamente la totalidad de los grandes sistemas, ya que el mercado de exigencias medias era muy reticente a la hora de instalar Unix. Aunque Unix ha sido el pionero en muchas cuestiones tecnológicas intrínsecas a los sistemas operativos, lo cierto es que su difícil administración y los miles de dialectos existentes incompatibles entre sí (recordemos que un programa realizado para Solaris no funciona en HP-UX, pese a que ambos Unix puedan correr en la misma máquina), han hecho que hoy en día Unix haya perdido parte de su anterior implantación. La renovación está viniendo de la mano del omnipresente Microsoft. Windows NT está inspirado en Unix y, aunque mejoradas o simplemente adaptadas, este sistema operativo incluye muchas de las características que tiene Unix.

Además de tratarse de un sistema operativo robusto, seguro y con todas aquellas características que necesita un sistema operativo para prestar servicios críticos, Windows NT cuenta con la ventaja de tener una sencilla administración y una interfaz muy agradable para el usuario. Un aspecto fundamental que debe de cumplir un sistema operativo con grandes perspectivas es la disponibilidad para varios procesadores. Windows NT está disponible, no sólo para Intel, sino que podemos encontrar versiones para MIPS, Alfa y otros conocidos microprocesadores. Unix se intentó lavar la cara con la incorporación de XWindow, y en gran medida lo consiguió, sin embargo, aún tiene losas encima que pesan demasiado.

Esto no quiere decir que Unix ya no sirva para nada, evidentemente este sistema operativo sigue contando con características importantes que son analizadas dentro de los artículos de este mismo ejemplar de PC World. Aunque a partir de este momento nos centraremos en la nueva versión de Windows NT que verá la luz el próximo año, es inevitable hablar de Windows NT sin hacer referencia a su máximo competidor: Unix.

Hay quien dice que Windows NT y Windows 9x convergerán hacia un mismo sistema operativo. Lo cierto es que cada vez son más las cosas que les une. La interfaz de Windows 98 y Windows NT 5.0 es idéntica. Windows 98 incorpora una FAT más avanzada que la de Windows 95, acercándose (aún de lejos) al sistema NTFS (NT File System) de Windows NT. Por otro lado, la nueva versión de Windows NT ya es plug-and-play, acercándose así a las facilidades de configuración del hardware que posee Windows 9x. De momento, lo que está sucediendo es que Windows 9x se está asentando muy bien en entornos domésticos y pequeñas empresas, mientras que Windows NT está encontrando una amplia demanda en el mundo empresarial a todos los niveles y en cualquier sistema informático que cuente con varios ordenadores conectados entre sí.

Sin ninguna duda, Windows NT va a tener cada día un papel más importante dentro de la industria informática, prueba de ello son los índices de crecimiento que viene experimentando este sistema operativo en los últimos años. La nueva versión se refuerza fundamentalmente en todo lo que tiene que ver con Internet y con la informática distribuida, además de incorporar tecnologías que se han ido insertando en la versión 4.0 en forma de añadidos.

Plug and Play

Por fin la nueva versión de Windows NT incorpora plug and play. Los usuarios de Windows 95 bien conocen esta tecnología, ya que es la encargada de facilitar en gran medida la instalación y configuración de nuevo hardware. Para soportar esta tecnología, una implementación nativa de Plug and play se ha integrado dentro del código base de Windows NT. Esto trae grandes ventajas para los usuarios finales y administradores, aunque los fabricantes de controladores (drivers) tendrán que modificar buena parte de la implementación de los mismos. Los fabricantes que deseen crear los mismos controladores para Windows NT 5.0 y Windows 98 aprovechando las ventajas de plug and play se verán obligados a refabricar estos controladores. Sin embargo, Windows NT seguirá manejando correctamente los controladores antiguos, con el fin de no perder compatibilidad, aunque evidentemente estos controladores no se aprovecharán de las nuevas ventajas.

Active Directory

Active Directory es uno de los buques insignia de la nueva versión de NT. Este componente cambia el tradicional modelo de dominio dentro de NT para soportar un árbol de herencias multinivel de dominios. Un directorio es una fuente de información que almacena información acerca de los diferentes recursos que se encuentran disponibles en la red. Con Active Directory los usuarios de una red pueden acceder a cualquier recurso de la misma con un simple logon (entrada en la red). De igual forma, los administradores cuentan así con un sitio de administración centralizada para todos los objetos de la red, que además se pueden ordenar de forma jerárquica. Mediante esta centralización las tareas de administración se mejoran de forma notable. Además de estas dos características principales, Active Directory proporciona otras como la seguridad de la información, la réplica de directorios para mejor disponibilidad y tolerancia a fallos; partición de la información, permitiendo así escalar hasta miles o millones de objetos; extensibilidad, admitiendo nuevos tipos de objetos en el directorio y conservando los atributos tradicionales en los objetos existentes; cooperación con DNS e interoperatividad con otros directorios. Además de proporcionar un espacio centralizado para la administración, también permite la administración remota, incrementando así su atractivo.

Un ejemplo de los objetos que se pueden almacenar en el Active Directory son los Display Specifiers. Estos objetos almacenan información acerca de la interfaz de cada usuario. Así, el administrador, de forma centralizada, puede asignar a distintos usuarios de la red diferentes menús contextuales, diferentes asistentes, diferentes clases de iconos, y un sinfin de características referentes a la interacción entre el usuario y la máquina.

De cara al usuario, Active Directory se comporta como una guía telefónica interactiva, en la que podemos buscar cualquier recurso existente en la red, bien especificando su nombre, o bien especificando la totalidad o parte de algunas de los atributos. Así, podríamos hacer peticiones como encontrar todas las impresoras láser ubicadas en el edificio 5. Como se puede ver, en redes muy grandes (léase Internet) la localización de recursos es muy sencilla, incluso cuando no se conoce exactamente lo que se busca.

Sistema de archivos distribuidos (DFs)

El DFs es un componente que se incluye en el servidor de red para facilitar la búsqueda y administración de datos. Mediante esta tecnología, NT permite incorporar a un mismo espacio de nombres (namespace) ficheros que se encuentren en diferentes lugares dentro de la red. El administrador cuenta con unas herramientas que le posibilitan crear un árbol jerárquico que incluya ficheros procedentes de múltiples lugares. Cuando el usuario utilice Internet Explorer para visualizar el directorio, no notará ninguna diferencia entre el directorio creado a partir de ficheros distribuidos y un directorio normal. No sólo Explorer será transparente, sino que todos los clientes de NT contarán con esta transparencia. Así se consigue ocultar al usuario final la complejidad que pueda tener acceder a muchos ficheros situados en distintos servidores.

Actualmente se enc

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información