| Artículos | 01 JUN 1997

Windows 98

Tags: Histórico
La próxima versión de Windows
Jaime de Yraolagoitia.

No se sabe si se llamará Windows 97, Windows 98 o tendrá otro nombre, pero lo que sí puede es conocer ya las principales características de la futura versión de Windows.

El tiempo de vida medio de un sistema operativo son dos años. Cumpliendo con regularidad ese ciclo, comienzan ya a aparecer los primeros indicios de lo que será la próxima versión de Windows. Es obligatorio advertir que este artículo únicamente pretende mostrarle cuál es la línea que está adoptando Microsoft con su próxima versión de Windows, pero resaltando que existirán en la versión definitiva muchas otras opciones ahora desconocidas y, quizá, alguna de las comentadas no se lleguen nunca a implementar. Como muestra de la provisionalidad en la que nos movemos, basta señalar que no existe una fecha de aparición de la nueva versión de Windows, aunque me atrevo a aventurar para los dos primeros meses del próximo año, que ni siquiera se sabe aún cómo se llamará el producto (el nombre clave es Memphis, y todo apunta a Windows 98) y que, por supuesto, toda la información contenida en este artículo no está confirmada (ni denegada) oficialmente por Microsoft. Todavía no existe siquiera una Beta 1 del producto, tan sólo una pre-beta entregada a los fabricantes de hardware y que por no incluir, no incluye ni Explorer 4.0. A pesar de todas estas consideraciones, muy importantes, a cualquier usuario que esté trabajando con Windows 95 le interesará saber las principales características del próximo sistema operativo de Microsoft. Y esto es lo que este artículo pretende hacer. De todas formas, puede estar seguro que prácticamente todo lo que se afirma en este artículo estará en el futuro Windows 98.

¿Cómo será Windows 98?

Corriendo el riesgo de ser demasiado simplista, se puede considerar al futuro Windows 98 como un sistema operativo con una interfaz diseñada para el soporte de Internet. La novedad más llamativa será la nueva interfaz basada en Explorer 4.0. En las betas actuales de Explorer 4.0 (y en la futura versión definitiva), el usuario puede elegir entre instalar o no la integración de Explorer en el sistema operativo, pero en el futuro Windows probablemente no se podrá elegir y será una opción estándar.

Microsoft es consciente de que está desarrollando el sistema operativo que predominará en los ordenadores personales durante 1998 y 1999. Por ello, tiene que soportar ahora las tecnologías hardware que predominarán en estos próximos años. Así, Windows 98 soportará los procesadores Intel MMX que optimizan la ejecución de vídeo y sonido; los puertos serie USB (Universal Serial Bus) que permiten conectar hasta 127 dispositivos a través del mismo conector serie; las unidades DVD-ROM de almacenamiento de datos que reemplazarán a los CD-ROM actuales y pueden contener un mínimo de 4,7 GB de datos; el estándar ACPI (Advanced Configuration and Power Interface) para apagar los dispositivos que no están en uso y encender el ordenador cuando se activa un dispositivo como un fax o un TV; los ratones tipo Intellimouse con una rueda en el centro para desplazarse por el contenido de un documento; etc. Quizá ahora todos estos nombres MMX, USB, DVD, ACPI le suenen extraño, pero también sonaban raro hace dos años los términos Plug and Play o RDSI. [Consulte el recuadro Las tecnologías de Windows 98 para más información sobre los estándares que soportará el futuro Windows.]

El soporte hardware de Windows 98 no se limita a las tecnologías del futuro, sino que se tienen en cuenta tecnologías que ya han alcanzado su madurez y merecen su reconocimiento. De esta forma, se ha cuidado con especial interés el soporte de cámaras digitales y escáneres, lo cual se puede plasmar en nuevos iconos en el Panel de Control.

Por lo demás, no existirán cambios trascendentales en la arquitectura de Windows 98. Seguirá siendo un sistema operativo de 16/32 bits con capacidad para ejecutar aplicaciones MS-DOS, Windows 3.x y Windows 95. Seguirá siendo una versión independiente y separada de Windows NT Workstation, aunque ahora ambos productos usarán el Modelo de Controladores Win32, lo que permitirá usar el mismo controlador de dispositivo en Windows 98 y Windows NT (no como ahora, que los fabricantes tienen que desarrollar controladores específicos para cada sistema operativo). Y seguirá siendo un sistema operativo mono-plataforma para ordenadores con procesadores Intel, sin capacidad de seguridad a nivel de usuarios y archivos.

El cambio de arquitectura más llamativo se da en el sistema de archivos, donde se mantiene la tradicional FAT (tabla de localización de archivos), pero en su nueva versión FAT32. Las dos principales ventajas de la FAT32 son, por una parte, la posibilidad de formatear hasta 2 GB como una única unidad de disco y, por otra, un menor tamaño en los clusters, lo que redunda en un mejor aprovechamiento del espacio en disco. Con la FAT actual de Windows 95 una unidad con un tamaño entre 512 MB y 1023 MB utiliza clusters de 16 KB y las unidades de 1 GB a 2 GB usan clusters de 32 KB. Pero con la FAT32 las unidades de hasta 8 GB utilizan clusters de 4 KB.

Para facilitar la transición desde la FAT actual a la FAT32 se proporciona una utilidad que convierte las unidades de disco al formato FAT32 sin necesidad de hacer una copia de los datos del disco y formatear. Ahora bien, tenga en cuenta que la FAT32 no es compatible con la FAT actual, lo que quiere decir que no podrá acceder desde MS-DOS, Windows 3.x, Windows 95 o Windows NT a los datos de dicha unidad FAT32.

La interfaz de Explorer 4.0

Windows 98 tendrá el programa Explorer 4.0 como su nueva interfaz, lo que supone cambios importantes en el escritorio de trabajo del usuario. Por ello conviene repasar las novedades de Explorer 4.0 en este aspecto de integración en el sistema operativo (para mayor información sobre Explorer 4.0 puede consultar el artículo publicado en la revista iWorld que se regaló con PC World, Mayo 97).

En la nueva interfaz de Windows 98 se utiliza el navegador Explorer 4.0 como la herramienta básica no sólo para navegar en Internet, sino para navegar por las unidades y carpetas de su ordenador y/o red, cambiando de forma automática la barra de herramientas cuando se está viendo una carpeta o una página web. Al mostrarse una carpeta, el usuario puede elegir entre las vistas habituales en Windows 95 (iconos grandes y pequeños, lista y detalles) o la nueva vista web. En realidad, la vista web no es más que el resultado de asociar una página HTML con cada carpeta, de forma que cuando se abra la carpeta se vea la página HTML. Dicha página HTML puede contener todos los elementos propios de cualquier página web, es decir, imágenes, texto, hiperenlaces, applets Java, controles multimedia, controles ActiveX, ... y, por supuesto, también puede mostrar el contenido (subcarpetas y archivos) de la carpeta. Esta nueva interfaz permite añadir carpetas a la lista de Favoritos y permite ver de forma rápida todos los formatos comunes de un navegador, especialmente HTML y GIF.

Otra de las características de la nueva interfaz de Windows 98 es el concepto de Escritorio activo. Se trata de la posibilidad de incluir directamente en el escritorio componentes web, es decir, ventanas flotantes que el usuario puede mover de posición y cambiar de tamaño, y cuyo contenido puede ser un control ActiveX, un applet Java o cualquier otro elemento que aparezca en una página web (estrictamente, cualquier otro elemento que apunte a una dirección URL). Algunos ejemplos de componentes útiles pueden ser marquesinas con cotizaciones de bolsas o resultados deportivos, una página pequeña de nuestro sitio web favorito, mensajes de nuevo correo o mensajes internos de la compañía, imágenes sobre un tema que nos guste actualizadas desde Internet cada día, etc.

La interfaz de Windows 98 tendrá una barra de tareas más sofisticada. Por ejemplo, usted puede int

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información