| Noticias | 20 NOV 2002

Vodafone, Amena y Telefónica Móviles piden ayuda a la Generalitat en el despliegue en zona urbana

Tags: Histórico
Reunidos para firmar un acuerdo con la Generalitat de Cataluña para llevar en forma de prueba piloto la cobertura en telefonía móvil a tres comarcas con bajo retorno de la inversión, los representantes de Amena, Vodafone y Telefónica Móviles solicitaron ayuda a la Administración catalana para que desbloquee la situación en que se encuentran en la instalación de estaciones base en zonas urbanas.
Toñi Herrero
Para los operadores la situación es tal que peligra la llegada de la 3G en ciudades como Barcelona debido a la actitud de los gobiernos locales. “Creemos que el futuro de la Sociedad de la información pasa por la telefonía móvil”, manifestó Miguel Ángel Alloza, director técnico de Vodafone en Cataluña. “Y en este sentido es también importante su despliegue en zonas urbanas”.

Los representantes de los tres operadores de telefonía móvil aprovecharon la firma del acuerdo para quejarse de la situación de bloqueo en que se encuentran a la hora de extender la red de antenas en las zonas urbanas. Cayetano Lluch, director de redes de Telefónica Móviles, lo dejaba bien claro: “no hay nada que nos guste más que instalar estaciones base”. Para acabar con esta situación, solicitaron a la Generalitat la intervención ante la administración local, que según Joan Domènech, director territorial de redes nordeste de Amena, cuentan con regulaciones que bloquean el desarrollo de la red o la gravan con costes excesivos que repercuten en el usuario final”.

La situación es grave, coincidieron en señalar los tres operadores. “”En la ciudad de Barcelona el ayuntamiento tiene totalmente bloqueado el despliegue de la red y es imposible instalar una estación base”, señaló Doménech, punto que suscribió el director técnico de Vodafone. “Esto significa que hay puntos de la ciudad en los que la cobertura es deficiencia y en el servicio de datos puede ser catastrófico”. Y es más, “la situación futura se va complicando y se puede llegar a una situación en la que la 3G no llegue o lo haga con deficiencias”.

Jordi Alvinyà, secretario de telecomunicaciones y sociedad de la información, recogió el guante lanzado por las tres compañías de telefonía móvil para colaborar en el despliegue de los servicios de telefonía móvil en zonas urbanas “dentro del respeto por las normas vigentes en Cataluña y contando con el entendimiento de la Administración local”.

Proyecto Microcom
“Con inversión pública se mejoran sustancialmente las telecomunicaciones en zonas poco habitadas, con problemas orográficos y con poco retorno de la inversión”, remarcó Manel Feu, director gerente del Centro de Telecomunicaciones y Tecnologías de la Información. Así, la Generalitat de Cataluña, consciente de que la inversión privada no puede ser suficiente, ha tomado cartas en el asunto y ha firmado un acuerdo con los operadores de telefonía móvil y con el Centro de Telecomunicaciones y Tecnologías de la Información para mejorar la cobertura de estos servicios en tres comarcas catalanas. Esta acción se enmarca en el proyecto Microcom, que se concreta en el diseño, elaboración y ejecución de un plan de actuación con el objetivo final de que ciudadanos y empresa de Cataluña tengan acceso a un servicio de comunicaciones más completo que el universal que incluye la telefonía básica, el acceso a Internet, la ampliación de la cobertura de telefonía móvil y la recepción de los programas de radio y televisión de la Generalitat de Cataluña.

En la primera fase se ha elaborando un estudio en detalle de la cobertura de las redes en las comarcas catalanas, y ahora, como parte de la segunda fase, se van a realizar tres pruebas pilotos en las comarcas de la Terra Alta, el Alto Urgell y el Solsonès, características por problemas orográficos o baja densidad de población. La última fase del proyecto contempla el desarrollo de un plan estratégico integral de telecomunicaciones para Cataluña. En el acuerdo con los operadores la Generalitat se ha comprometido a la construcción de la infraestructura de telecomunicaciones consistente en 16 casetas, torres de soporte e infraestructuras eléctricas básicas.

Los tres operadores y la Corporación Catalana de Radio y Televisión (CCRTV) se han comprometido a dar servicio. “Se trata de dotar a Cataluña de una tupida red de telecomunicaciones para que no haya fractura territorial”, señaló Alvinyà.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información