| Artículos | 01 NOV 1995

Unidades de copias de seguridad

Tags: Histórico
Exabyte EXB-8505XL, Hewlett Packard T1000, Iomega Bernoulli 230, Iomega Ditto 800, Iomega Zip, Microsolutions Backpack 800T, Pinnacle Tahoe 230, Sony SDT-5010, Tecmar DATavault 4000
Aurelio Llorente.

Nunca se piensa en el riesgo que conlleva trabajar con un disco duro. La comodidad y la costumbre nos hace olvidar la cantidad de programas y datos que, día a día, almacenamos en el ordenador... hasta que la catástrofe ocurre.

Con la natural evolución de los dispositivos de almacenamiento, cada vez encontramos capacidades más y más elevadas, dejándonos casi obsoleto el maravilloso disco duro último modelo que compramos el año pasado. Lo que al principio parece un agujero negro, en el que metemos más y más programas, juegos, documentos, fotos escaneadas, etcétera, llega un momento en que se llena, y entonces empezamos a pensar que tenemos que comprar un disco nuevo que ha salido hace poco, con el doble de capacidad, pero que cuesta lo mismo que nos costó el nuestro hace un año. Con este crecimiento uno parece olvidar los desastres que ocurren cuando a un virus le da por destrozar la FAT del disco, haciéndole "olvidar" al DOS donde puso tal o cual fichero. O aquel día que nos apetece trastear con los ficheros de configuración de Windows, para que funcione mejor y deja de hacerlo definitivamente. O, simplemente, el disco duro deja de funcionar sin más, "falleciendo por causas naturales".

En esta comparativa hemos podido evaluar varios tipos de unidades para copias de seguridad y algunas, que aunque no están diseñadas originalmente para este fin se pueden utilizar sin ningún problema, obteniendo la ventaja de un acceso más directo y rápido. En primer lugar tenemos tres unidades de cinta tipo QIC, sin lugar a dudas las más populares y económicas, concretamente su última actualización, llamada Travan, una variante de las QIC tradicionales que aumentan su capacidad aumentando la longitud de la cinta y el tamaño externo del cartucho. Tres unidades de cinta digital, llamadas DDS (Digital Data Storage), más conocidas como DAT en su variante de Audio (Digital Audio Tape) dos de 4 mm y una de 8 mm. Para finalizar tres unidades de discos removibles, quizá uno de los sistemas más cómodos y versátiles, pues se pueden utilizar como unidad de copias de seguridad y a la vez como un segundo disco duro, son como un disquete de alta capacidad y gran velocidad, aquí también se incluye una unidad magneto-óptica de 230 MB, similar a las unidades removibles magnéticas, pero en las que la lectura se realiza ópticamente mediante un láser.

Dispositivos SCSI

Cada vez más se está utilizando el estándar SCSI para conectar periféricos al ordenador. Las ventajas de una conexión SCSI son evidentes: velocidad de transferencia muy alta, conexión de hasta siete periféricos, es multiplataforma, no está limitado a discos duros y unidades CD-ROM, etcétera.

Para conseguir que nuestra tarjeta SCSI funcione perfectamente hay que seguir ciertas reglas, sobre todo en lo referente a terminadores de las cadenas. En la comparativa había seis unidades SCSI, que junto al CD-ROM instalado en el ordenador han estado conectadas todas a la vez, ocupando todas las direcciones SCSI de la controladora. La norma SCSI dice que cada cadena (cable que comunica la controladora con los periféricos) tiene que estar perfectamente terminada. Esto es, con un terminador, que no es más que un grupo de resistencias, en cada extremo. Pero normalmente siempre se nos pasa por alto quitárselos a algún dispositivo que los tiene escondidos haciéndonos perder los nervios. A pesar de estas complicaciones la conexión SCSI es la más cómoda (una vez se empieza a comprender como funciona), rápida y sobre todo la más extendida, aunque no en el mundo PC.

La comparativa

Este artículo no pretende comparar muchos productos iguales para decidir cuál es el mejor o el peor, simplemente pretende orientar al lector sobre qué tipo de unidad de almacenamiento masivo le conviene más para hacer copias de seguridad o descargar al disco duro de esos miles y miles de archivos que uno nunca utiliza pero que no quiere borrar, alegando el típico "por si acaso los necesito". Evidentemente un usuario que escriba documentos de texto, y que de vez en cuando escanee alguna foto de tamaño medio, no va a gastarse casi medio millón de pesetas en una unidad DDS de 8 mm; de la misma forma un administrador de una red que tenga un servidor con 10 GB en los discos duros, no puede hacer sus copias de seguridad en cintas Travan, puesto que además de necesitar 11 ó 12 cintas, puede tardar varias horas en terminar de hacer la copia. Esta es la razón que nos ha impulsado a realizar esta comparativa analizando productos que aparentemente no tienen nada que ver unos con otros, pero que al final todos se pueden usar para hacer copias de seguridad.

Las pruebas

Para evaluar las distintas unidades hemos recopilado un montón de ficheros de distintos tipos, a fin de tener un banco de pruebas común a todas las unidades. El conjunto de ficheros tenía un tamaño total de 50 MB, divididos en cinco grupos de 10 MB de ficheros de texto, ejecutables, comprimidos (ZIP, ARJ), bases de datos, y gráficos en formato TIFF (sin compresión). El objeto de usar distintos tipos de ficheros es evidente, someter a las rutinas de compresión de los programas de backup a las condiciones reales que se puede encontrar en un disco duro normal. Estamos hartos de ver cómo nos prometen 800 MB de capacidad y luego con una letrita que casi no se ve, un asterisco y junto a él la coletilla "Con compresión". Evidentemente, no ocupan lo mismo 2.000 ficheros de texto de 400 KB comprimidos que los mismos 2.000 ficheros de 400 KB de archivos ejecutables. Conviene dejar bien claro que todas las capacidades de las unidades, en la comparativa, se indican sin compresión, para evitar malas interpretaciones. Las capacidades que proporciona el fabricante siempre obtiene multiplicando la capacidad real por dos.

El ordenador en el que se realizaron las pruebas es un clónico, con un procesador Intel 486 DX2 a 66 MHz, con 12 MB de RAM, una tarjeta gráfica Number Nine 64GXE bus local VESA, y una tarjeta SCSI Adaptec 2842, también bus local VESA. El sistema operativo utilizado es Windows 95. El software de backup utilizado varía de unas unidades a otras. En las unidades de cinta SCSI se ha utilizado el Backup Basics, incluido con el software de la controladora Adaptec. Para las unidades removibles hemos usado el programa de Backup integrado en Windows 95. Las unidades de cinta QIC incluían su propio software, en la HP T1000 Colorado Backup, y en las de Iomega y el Backpack 800T de Microsolutions, versiones personalizadas del Backup de Arcada. Evidentemente, el software empleado incide directamente en los tiempos medidos, sobre todo en las pruebas con compresión, pero como la mayoría de los programas de una unidad no funcionaban con las demás finalmente desistimos de intentar probar las velocidades de los distintos programas.

Unidades compatibles QIC

La imparable evolución de los discos duros, tanto en velocidad como en tamaño, fuerza a los fabricantes de unidades para copias de seguridad a aumentar las capacidades de dichas unidades. Las unidades de tipo QIC, con una capacidad de 125 MB se mostraban claramente insuficientes. Para solucionar esta limitación, se pensó en aumentar la longitud de la cinta, y el resultado se llamó Travan. La mayor longitud de la cinta ha provocado que la parte externa del cartucho aumente de tamaño. Los fabricantes de unidades han estudiado sus mecánicas para que no sea necesario deshacerse de las cintas que pudiera tener el usuario.

Las tres unidades Travan probadas tienen muy pocas diferencias entre sí. Comparando la unidad Iomega Ditto 800 y la Microsolutions Backpack 800T la única diferencia que apreciamos es el montaje, interno en la Iomega y externo en la de Microsolutions. La mecánica de ambos modelos es exactamente igual, y está fabricada por Iomega. En la unidad de Microsolutions, al ser externa, además de la caja y el transformador exte

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información