| Artículos | 01 ABR 2001

Sucederá dentro de 10 años

Tags: Histórico
Saber cómo será el futuro es algo muy complicado. En el caso de las nuevas tecnologías, debido a su rápida evolución, es aún más difícil. Este apartado, pretende mostrar algunos de los avances informáticos que podremos disfrutar dentro de unos años, quizá no diez, pero estarán enmarcados en la próxima década. Eso sí, siempre apoyándonos en tecnologías y sistemas que ya están en funcionamiento y realizando una previsión de su desarrollo y aplicaciones futuras.

KIT, te necesito
En la década de los 80 tuvo un enorme éxito la serie televisiva El coche fantástico, en la que aparecía un coche ultrafuturista capaz de tomar decisiones por cuenta propia. Los automóviles del futuro, estarán muy lejos de este concepto sacado de la ciencia-ficción, pero sí serán capaces de tomar decisiones propias. No hablamos de que el coche pueda conducir solo, pero sí dispondrá de un ordenador interno conectado permanentemente a Internet, junto con un sistema de posicionamiento global (GPS) de alta precisión y las bases de datos de las carreteras de todo el mundo, para supervisar las acciones del conductor y poder, por ejemplo, reducir la velocidad excesiva a la hora de tomar una curva. Incluso, se comunicará con todos los vehículos cercanos para poder anticiparse a las situaciones peligrosas que podrían provocar un accidente. Será como tener al ángel de la guarda de copiloto.

Todo en la palma de la mano
No está muy claro si los teléfonos móviles acabarán siendo organizadores personales, o si los organizadores personales tendrán módulos de telefonía móvil, lo cierto es que pronto desde un único dispositivo de reducidas dimensiones, por supuesto con conexión a Internet, el usuario dispondrá de varias funciones integradas. Incluso, con tecnologías como Bluetooth, desde el mismo dispositivo se podrá realizar la mayoría de las tareas cotidianas, abrir la puerta del garaje, programar el vídeo digital, realizar la compra a través de Internet, etcétera.

Nuevas vías para la información
Transmitir datos a distancia es en lo que se basan tanto Internet como las nuevas telecomunicaciones digitales de voz y vídeo. Las redes terrestres de comunicación dejarán de ser propiedad de los operadores de telefonía. Ya se anuncian alternativas que pueden desbancar a la red telefónica, por ejemplo, la infraestructura eléctrica que llega a cada hogar, también es capaz de transmitir datos. El transformador eléctrico de cada casa estará conectado a una red de fibra óptica que ofrecerá velocidades de conexión diez veces superiores al ADSL, además de transmisión de voz. Quién sabe si dentro de poco no tendremos también acceso a Internet a través de las tuberías del agua.

Salud digital
Ahora mismo, los ordenadores de diagnóstico permanente sólo se utilizan en las unidades de cuidados intensivos o en casos muy especiales. Pero dentro de unos años el tratamiento pasivo de dolencias con dispositivos electrónicos será algo cotidiano. Chips subcutáneos ayudarán a tratar a pacientes de riesgo o eliminar la automedicación del enfermo. En diabéticos y pacientes con dolencias cardiacas, sensores estratégicamente instalados, supervisarán constantemente la tensión sanguínea, el nivel de azúcar, ritmo cardiaco, etcétera, y podrán avisar, gracias a un microcomputador externo que comunicará inmediatamente al centro médico más cercano, las situaciones de riesgo.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información