| Noticias | 25 ENE 2012

Sólo un 44 por ciento de los españoles es consciente de que su actividad en Internet puede influir en su reputación digital

El próximo 28 de enero es el Día de la privacidad y Microsoft ha realizado un estudio en cinco países, en el que analiza cómo puede influir el uso que hacemos de la red a la hora de perfilar nuestra reputación online a largo plazo.
Ana Sanz Benavente

¿Alguna vez te has parado a pensar cómo determinados usos de Internet pueden afectar a tu vida privada? El próximo 28 de enero se celebra el Día de la privacidad y Microsoft ha presentado los resultados de un estudio realizado en Estados Unidos, Canadá, Alemania, Irlanda y España, en el que revela que sólo un 44 por ciento de los internautas españoles conoce como su actividad red puede influir a largo plazo en su reputación online.

Sin embargo, en comparación con el resto de los países encuestados, España registra un mayor porcentaje de ciudadanos preocupados por su reputación online.

El 91 por ciento de los españoles encuestados admite que ha hecho algo en algún momento para influir en la percepción online que otros tienen de ellos, pero sólo un 44 por ciento es consciente de las consecuencias a largo plazo que pueden tener sus actividades en Internet en su reputación online o en la de otros. Un tercio de los encuestados afirma no tener control de su reputación digital. Según el director de privacidad de Microsoft, Brendon Lynch ‘la  reputación online de una persona se forma a raíz de sus interacciones en el mundo online y contempla diferentes y muy variados datos sobre ella, creados y publicados por ella misma o por otros usuarios. Esta información puede tener una  presencia online  duradera y afectar a su vida de muchas maneras, desde conservar sus relaciones de amistad hasta ayudar a conseguir o perder un nuevo trabajo’.



Toda actividad online, desde responder correos electrónicos, seleccionar la opción ‘Me gusta’ o hacer un ‘retweet’ de páginas preferidas, hasta descargar fotos o hacer compras online contribuyen a forjar la reputación online de una persona. El estudio indica que mientras que, algunas personas son conscientes del valor de su reputación online, todavía quedan muchas a las que ayudar para  mejorar la construcción de su reputación digital a partir del uso de la red. Internet



De entre todos los países que han participado en la encuesta, España es el más sensibilizado con la reputación online. Un 31 por ciento de los encuestados reconoce estar muy preocupado por su reputación en la red, mientras que en Alemania sólo lo está un 15 por ciento. Además, España, también es uno de los países donde los usuarios manifiestan tener más control sobre sus perfiles online. Un 18 por ciento asegura que tiene un control absoluto de su perfil en la red. Por otro lado, en España un 22 por ciento y en Alemania un 26 por ciento muestran tener problemas para mantener una determinada información en privado.  

Además, sólo un 44 por ciento de los adultos y de los niños de entre 8 y 17 años encuestados se declaran conocedores de las consecuencias que a largo plazo pueden tener sus actividades en la red y cómo pueden influir en su reputación personal. Mientras que sólo un 39 por ciento de los adultos y un 37 por ciento de los menores afirman tener conciencia del impacto que pueden provocar en su prestigio.

Los españoles encuestados consideran que son las fotografías y los comentarios que se realizan en las redes sociales, seguidos de las paginas web o los blogs, los agentes que con mayor influencia inciden en la reputación online de las personas. El comportamiento en las redes sociales es el cuarto factor más influyente en los perfiles digitales.

Por otro lado, sólo el 46 por ciento, de los padres entrevistados afirma ayudar a sus hijos a gestionar su reputación online. Los menores de entre 8 y 14 años tienen casi el doble de probabilidades de recibir la ayuda de sus tutores frente a los jóvenes de entre 15 y 17 años. Este dato refleja el gran riesgo que supone dar por hecho que los adolescentes más mayores necesitan menos ayuda. De todos los menores entrevistados que afirman subir información online a redes sociales, son los jóvenes de entre 15 y 17 años los que muestran un mayor porcentaje, con un 44 por ciento de ser más propensos a experimentar consecuencias negativas en su reputación online frente a los niños de 8 a 14 años.

 

Cómo gestionar tu prestigio digital

Una buena manera de consultar y gestionar el prestigio digital cada poco tiempo puede ser el de buscar todas las variantes de tu nombre en cualquiera de los buscadores online y evaluar si los resultados reflejan la reputación deseada.

Es aconsejable mantener separados el perfil profesional del personal, ya que ambos pueden ser decisivos a la hora de una contratación o admisión laboral efectiva. También es recomendable usar cuentas de correo distintas y nombres diferentes para los blogs personales.

El 57 por ciento de los adultos reflexiona como pueden mantener la privacidad de sus perfiles profesionales y personales. No obstante, un 17 por ciento de ellos han compartido sin quererlo, información que querían mantener en privado. La mayoría de los datos compartidos son detalles sobre la vida privada, un 56 por ciento, y fotos personales, un 38 por ciento.

Otra opción para preservar nuestra privacidad online es la de ajustar las opciones de seguridad en el navegador que usemos, en las redes sociales, en los blogs personales o en otros sitos donde se almacenen datos privados. Es conveniente revisar y utilizar las opciones de seguridad para decidir quién queremos que pueda ver una determinada información sobre nosotros, cómo nos puede buscar y encontrar la gente en Internet, quién puede dejar comentarios en nuestro tablón y cómo bloquear accesos no deseados.

Antes de compartir una información piénsatelo, todo lo que escribas en tu muro, sobre todo en fotos personales y vídeos será leído por propios y ajenos a ellos, habla con tu familia y amigos de lo que quieras y sí hay algo que no deseas compartir, pídeles que lo eliminen.

Un 14 por ciento de usuarios asegura haberse visto afectado negativamente por la actividad online que terceros comparten con ellos. De ese 14 por ciento, un 21 considera que esa información compartida provocó despidos de trabajo.

Por eso, recuerda que Internet tiene memoria a largo plazo y que mantener un comportamiento cívico y respetuoso, al igual que en la calle o en el trabajo será clave para trazar tu reputación online. seguridad

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información