| Artículos | 01 FEB 2001

Software para teletrabajo

Tags: Histórico
José C. Daganzo y Noé Soriano.
En este apartado comentaremos los programas y aplicaciones necesarios para realizar un trabajo a distancia, y las que pueden ayudar a un teletrabajador en su actividad diaria. No incluimos ni sistema operativo ni el software más común que se suele utilizar en un ordenador personal. Estas aplicaciones, aunque seguramente las utilizarán la mayoría de los empleados a distancia, son también usadas por cualquier trabajador, mientras que las que vamos a nombrar tienen un uso orientado a alguien que trabaje en su domicilio o alejado de la empresa que le contrata. En el apartado de videoconferencia, además, puede consultar el artículo sobre NetMeeting en este mismo número, dedicado a explicar cómo realizar una videoconferencia desde su ordenador personal, con una completa explicación paso a paso de todo el proceso.

Videoconferencia
Los distintos modelos de webcam que se encuentran a la venta en el mercado suelen incluir, entre otras aplicaciones, software preparado para realizar videoconferencias. La transmisión de vídeo en tiempo real a través de Internet es todavía lenta y no permite una alta calidad. Además, depende de factores como la velocidad de la conexión contratada y el estado de la conexión en cada momento. Aun así, son muchas las aplicaciones desarrolladas para esta tarea. La más conocida y utilizada es Microsoft NetMeeting, que permite la comunicación entre usuarios de Internet, con transmisión de vídeo, audio, texto, archivos y hasta dibujos en tiempo real con una pizarra virtual.
También incluye una opción para compartir el escritorio y aplicaciones instaladas de un equipo a otro. Esto es muy útil para su uso en teletrabajo ya que, por ejemplo, permite que el empleado utilice el software de su empresa sin necesidad de instalarlo en su ordenador personal. Emplea los distintos estándares de archivos multimedia para realizar la comunicación entre los equipos informáticos, consiguiendo mayor compatibilidad. Además, es completamente gratuito, pudiendo descargar la última versión en castellano desde www.microsoft.es.

Telefonía en Internet
Con Microsoft NetMeeting y aplicaciones similares es posible mantener conversaciones de voz a través de Internet, pero requieren que el usuario que esté al otro lado de la conexión disponga también de un ordenador personal con el programa instalado. Sin embargo los servicios de telefonía a través de la Red ya son una realidad y varias empresas se dedican a ofrecer a los usuarios de Internet la posibilidad de realizar llamadas telefónicas, incluso internacionales. Además, las tarifas de estas empresas son más que interesantes, siendo mucho menores que las de los operadoras locales de telefonía. Sólo por esta razón este tipo de aplicaciones puede resultar muy útil para un teletrabajador, ya que si permanece conectado a Internet durante toda su jornada laboral, puede aprovechar esta circunstancia y utilizar su conexión para realizar llamadas ahorrando dinero. Otra ventaja es que representa una solución para los usuarios que utilicen una línea telefónica y módem tradicional para conectarse a Internet y necesiten disponer de conexión y teléfono al mismo tiempo. Estas aplicaciones permiten realizar llamadas y navegar a la vez sin necesidad de contratar una línea RDSI, ADSL o cable.

Copias de seguridad y mantenimiento
Las aplicaciones de mantenimiento no son imprescindibles para un teletrabajador, pero sí son muy recomendables. El ordenador personal es la principal herramienta de trabajo del teletrabajador, y en su domicilio no dispone de un departamento de mantenimiento que le solucione las posibles averías o problemas de configuración que puedan sufrir el software o el sistema operativo; en su caso, si el ordenador se estropea, el usuario pierde tiempo útil de su jornada laboral. Para evitar esto es recomendable adquirir algún paquete de aplicaciones de mantenimiento que conserve el equipo en buenas condiciones de trabajo. Otra práctica recomendable es la de disponer de dos ordenadores personales, uno destinado a la actividad laboral y otra al ocio. Será en este último caso donde el teletrabajador pueda instalar juegos o navegar por zonas de Internet con poca seguridad, sin miedo a perder información y datos importantes de su empleo.
Entre las aplicaciones destinadas al mantenimiento, por supuesto se debe contar siempre con un antivirus lo más actualizado posible para evitar desagradables incidentes de tipo vírico. Tampoco está de más disponer de software para realizar copias de seguridad. Existen muchas aplicaciones que se encargan de realizar este tipo de tareas, incluso de forma automática y casi transparente para el usuario, sólo hay que configurar los archivos que se incluirán en los backups y el intervalo de tiempo con que se realizarán.

Productividad
Cualquier empleo realizado en el domicilio del trabajador requiere que éste se imponga una autodisciplina organizativa. Se trata simplemente de aprovechar al máximo la jornada laboral, si bien en el caso de un teletrabajador esta es mucho más flexible que en el de cualquier otro empleado en un trabajo tradicional. Existen aplicaciones interesantes que pueden ayudar al usuario a organizar mejor su tiempo y aumentar su productividad. Agendas, organizadores, bases de datos, calendarios y demás aplicaciones de apoyo le ayudarán a recordar citas, organizar su tiempo y optimizar su agenda. Existe gran cantidad de estos programas, muchos son gratuitos y se pueden descargar directamente de Internet, cada usuario puede probar y elegir los que más le convengan para su actividad diaria.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información