| Artículos | 01 SEP 2003

SAI, allí donde no llega la energía

Tags: Histórico
Daniel Comino.
Uno de los problemas actuales en los equipos electrónicos es qué hacer cuando falta la energía eléctrica. Y es que, además del lógico inconveniente de apagar el ordenador, estamos exponiendo todos sus componentes internos a posibles daños irreparables que pueden acabar con el sistema.
Pero afortunadamente hay soluciones que podemos aplicar para paliar (en la medida de lo posible) estos cortes inesperados de corriente o variaciones de tensión producidas por diversos motivos, y que pueden afectar gravemente a los equipos informáticos. Ahí es donde entran en juego los SAI (Sistemas de Alimentación Ininterrumpida), suministrando la energía suficiente para apagar los sistemas con seguridad, permitiendo así evitar esos posibles errores de disco, fallos en fuentes de alimentación, etc.
Y es que según las cifras que manejan los propios fabricantes de SAI, la mitad de los problemas informáticos están ocasionados por cortes de suministro eléctrico. Así que, una vez conocida esta demoledora proporción, a continuación vamos a conocer las diferentes líneas de acción disponibles para hacer frente a este problema.
Atendiendo a su modo de funcionamiento existen varios tipos de SAI. El primero de ellos es el denominado off line. Prácticamente son equipos de consumo, generalmente dotados de la energía necesaria para proteger un único equipo. Lógicamente son modelos económicos y ofrecen una cobertura aceptable.
Un paso más adelante nos encontramos con los modelos online. Básicamente la diferencia entre los equipos online y off line es que los primeros carecen de tiempo de conmutación, al actuar continuamente sobre los productos asignados, con lo que la interacción en caso de emergencia es inmediata.
Por último, tenemos el SAI online de doble conversión, el hermano mayor de estos productos, que ofrece una máxima protección ininterrumpida con independencia de la línea exterior, lo que asegura un mantenimiento constante de la calidad de entrada.
Una vez explicado el problema y la solución, pasamos a expresar los datos técnicos más importantes que aparecen en nuestra tabla, definiendo las secciones expuestas. Hemos ordenado la tabla en función de la potencia entregada por el SAI para que le sea más sencillo seleccionar el equipo que busca.
Tecnología: como hemos visto anteriormente en el texto, es esencial dirigirse al tipo de SAI que necesitamos para cada configuración.
Potencia: mostrada en voltamperios (VA), indica la capacidad de suministro de energía del equipo. Para los lectores que no estén familiarizados con esta unidad diremos que es similar a los vatios, aunque teniendo en cuenta ciertas peculiaridades de la corriente alterna.
Tensión: se expresa en voltios e indica el valor nominal de alimentación que suministra el SAI. En España, para la alimentación directa de equipos deberá ser de 220 V, que es el valor nominal de la red eléctrica.
Trans.: tiempo de transferencia expresado en milisegundos. Se trata del tiempo que tarda el SAI en hacer la conmutación de la corriente de red a la corriente de batería cuando se produce un fallo en el suministro.
Onda: se refiere al tipo de onda eléctrica de salida.
Frecuencias: frecuencia de la señal de salida expresada en hercios. En España se utilizan 50 Hz, mientras que en EE.UU. se emplean 60 Hz.
Salidas/SAI: se refiere al número de conexiones de salida que incorpora el SAI. Además necesitamos conocer el número de salidas de alimentación ininterrumpida que incorpora, con el fin de conocer el número de productos que podemos cubrir. Llegados a este punto, una posibilidad sería conectar la salida protegida del SAI a una regleta compuesta por dos tomas de corriente. Dentro de este escenario, aunque perfectamente posible y funcional, hay que tener extremo cuidado, ya que la autonomía del SAI es directamente proporcional al número de equipos que dependan de él. Así, cuantos más ordenadores (o periféricos) dependan del SAI, menos tiempo tendremos para apagar todos los sistemas.
Red/Teléfono: además de la protección de la red, en algunos casos los ordenadores acceden a Internet a través de routers (o modems) que necesitan de una línea telefónica. Por ello, muchos SAI incorporan protección para este tipo de conexiones con el fin de preservar también estos equipos, pues una sobretensión puede darse igualmente en la línea telefónica e inutilizar los equipos de comunicaciones.
Conexión PC: debe existir un modo de conexión entre el ordenador y el SAI con el fin de configurar parámetros y para que el SAI envíe al PC la orden de apagado antes de quedarse sin batería. En este apartado, informamos del tipo de conexión entre ellos.
Autonomía: uno de los aspectos más importantes del SAI. Se refiere a la capacidad de suministrar energía en un hipotético caso de corte. Lógicamente, cuantos más minutos nos ofrezca, más calidad tendrá. Expresamos esta cifra en minutos y es el valor típico indicado por el fabricante para baterías completamente cargadas. Lógicamente la autonomía depende de la potencia que se exija al SAI.
Batería: es la encargada de ofrecer todo su potencial al servicio de los dispositivos que tenga asociados. En la tabla tenemos el tipo de batería (si bien es cierto que la mayoría son de plomo), si es accesible (con el fin de poder intercambiarla), el voltaje (expresado en voltios), así como la capacidad (expresada en amperios/hora).
Recarga: al igual que el tiempo de autonomía, informamos del tiempo de recarga ya que, en situaciones de cortes esporádicos, necesitaremos un tiempo de recarga lo más rápido posible aunque, en buena lógica, cuanto más corto sea éste, menos capacidad de autonomía tendremos. Expresamos esta cifra en minutos.
Ruido: expresado en decibelios, nos ofrece una leve idea del nivel sonido del producto en funcionamiento.
Dimensiones: en este apartado informamos de las dimensiones del SAI. Aquí hay que decir que, aunque un SAI no tiene necesariamente que ser un producto voluminoso, sí que es bastante pesado (debido a la batería), por lo que hemos creído conveniente ofrecer las medidas de cada uno. En la tabla las encontrará como alto x ancho x fondo, y expresadas en milímetros.
Compatibilidad: por último, como un SAI puede ofrecer cobertura a un amplio elenco de productos, reservamos una columna a la compatibilidad con los sistemas más utilizados del mercado. En la tabla se refleja como Windows/NT/Mac/Linux/Novel. PCW

NOTA: PC World no se hace responsable de los datos contenidos en la tabla, ya que han sido proporcionados directamente por los fabricantes. Los precios corresponden al mes de junio de 2003.


SAI (SISTEMAS DE ALIMENTACION ININTERRUMPIDA)
Fabricante Modelo Precio Garantía Tecnología Potencia Tensión Trans. Onda Frecuencias
-------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
APC BK650MI 185,58 2 Off Line 320 230 8 Senoidal 50/60
APC BF350-IT 139,18 2 Off Line 350 230 8 Senoidal 50/60
Liebert Hiross PSA350-230 163,56 2 Línea interactiva 350 166-275 2-4 PseudoSenoidal 50/60
PHASAK PH 9940 58,3 2 Línea interactiva 400 115-230 <3 PseudoSenoidal 50/60
Liebert Hiross PSPXT450-230 100,92 2 Off Line 450 197-262 2-4 PseudoSenoidal 50/60
Liebert Hiross PSPXT450-230USB 114,45 2 Off Line 450 197-262 2-4 PseudoSenoidal

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información