| Artículos | 01 MAR 1998

Programas de apoyo al estudio

Tags: Histórico
Ramón Montero.

Siempre que alguien me pide consejo para comprar un ordenador, suelo contestarle con la pregunta ¿para qué lo va a utilizar?, y si es para uso doméstico, entre los futuros usos que se le adjudican, suele aparece una respuesta parecida a para que los chicos aprendan mejor.

De comentarios similares al anterior se deduce que es de todos conocido la posibilidad de utilización de los ordenadores para facilitar el aprendizaje, pero generalmente, cuando se indaga en los hogares que incluyen el ordenador entre su equipamiento sobre la utilización de éstos en la potenciación de la enseñanza de los niños, es muy raro el caso de los que lo aprovechan de forma regular.

En estos casos, cuando se les informa sobre los recursos que existen en el mercado, es muy corriente comprobar que se desconocen sus posibilidades. Para dar respuesta a la contrariedad que supone la percepción de los beneficios del aprendizaje asistido por ordenador y la no utilización de estas ventajas por mero desconocimiento de sus características, se ha decidido realizar el siguiente artículo, dirigido a todo aquel que esté interesado en conocer las posibilidades del mercado español en lo que respecta a los programas de ayuda al estudio, o sea, los que van dirigidos a ayudar a los estudiantes en su labor de entender y practicar las materias y asignaturas que se encuentran en la enseñanza reglada actual.

Profesor Particular

Parece que una de las causas de este desconocimiento es que los consejos que tienen que ver con los estudios suelen venir de los profesores, como es lógico, y en este caso, es realmente difícil encontrar maestros y profesores conocedores de las posibilidades de estos programas, sobre todo por las carencias de equipamiento y de formación necesarias. Esta situación no quiere decir que no existan profesores que no aprovechan los ordenadores para impartir sus clases, sino más bien, que no suelen utilizar únicamente este tipo de programas.

Para entenderlo hay que pensar que un educador que utiliza la informática como elemento de apoyo en sus clases no lo hace nunca de tal manera que le sustituya por completo. Para los enseñantes, la informática es otra herramienta complementaria más, al igual que lo puede ser un proyector de diapositivas, un reproductor de vídeo, un mapa desplegable o una práctica de laboratorio, entre otras.

Sin embargo, la finalidad de los programas "de apoyo al estudio" que se van a describir no es complementar alguna de las actividades propias de una cierta asignatura, sino servir de "profesor particular" de toda la asignatura o de todo el curso, según sea el caso, estando más dirigidos a ser utilizados en el entorno del hogar que en los centros educativos. Son una aplicación específica del método de enseñanza conocido como E.A.O. (Enseñanza Asistida por Ordenador), utilizado muy comúnmente en otros tipos de cursos, como los de aprendizaje de idiomas, los de manejo de instrumentos musicales, los de utilización de aplicaciones informáticas, ..., todos ellos con diferentes objetivos a los analizados en este artículo.

Dando por sentado que este tipo de programas ha sido diseñado para abarcar la totalidad de una materia o de un ciclo, en algunos casos los profesionales pueden utilizarlos (y de hecho, se utilizan) como complemento de ciertas actividades, como los repasos, las aplicaciones prácticas, las profundizaciones, la atención personalizada, etc.

Libros con capacidad multimedia

En principio ha quedado clara la teórica utilidad de los programas que se pueden considerar como de apoyo a la enseñanza reglada, pero en la realidad, ¿qué se puede esperar de estas aplicaciones?

¿Son capaces de sustituir por completo a los profesores?, ¿sirven de profesores particulares para los alumnos que necesitan ayuda adicional?, ¿contienen todo el temario oficial de las asignaturas o de los ciclos?

Para contestar a estas preguntas hay que tener claro que hoy por hoy no existe ningún programa que sirva de sustituto del maestro. No obstante, estos programas tienen su utilidad si se consideran como ampliaciones de las clases de cada día, algo así como libros de texto con capacidades multimedia creados para el repaso.

De la misma manera que nadie estudia una materia solo con un libro de texto, nadie debe plantearse su aprendizaje solo con este tipo de programas, pero de la misma forma que de vez en cuando es muy útil recurrir a otras personas que nos aclaren ciertas dudas o a otros libros que nos amplíen ciertos contenidos, también estos programas nos pueden servir de complemento de las actividades y explicaciones que se reciben en clase, para el repaso de contenidos o para realizar ejercicios adicionales.

Cada caso una elección

Los programas dirigidos a ayudar a los estudiantes en su aprendizaje escolar diario no son todos iguales. Según sea su diseño, pueden estar pensados para servir de ampliación y profundización de las clases, otros sirven muy bien como resúmenes de ciertas asignaturas, en algunas ocasiones se especializan en determinadas áreas, y en otros casos, van más dirigidos a la realización de ejercicios de repaso y de adquisición de capacidades operativas.

Cada usuario debe elegir el que mejor se adapte a sus necesidades según sea su caso, debiendo tener también en cuenta si solo necesita ayuda en una asignatura o en un ciclo completo, ya que en el primer caso puede elegir alguna de las ofertas que trabajan sobre asignaturas sueltas, y en la segunda circunstancia debe recurrir a las soluciones globales. Los alumnos de cursos superiores (Secundaria, Bachillerato, BUP, COU, ...) suelen estar en la primera situación y los de la enseñanza Infantil y Primaria suelen aprovechar mejor los de la segunda opción.

Además de los casos ya comentados, existen otras situaciones muy claras en las que este tipo de programas puede ser utilizado con grandes ventajas. Tal es el caso de los padres que desean estar al día en los estudios que realizan sus hijos sin necesidad de tener que repasar los libros y apuntes que se siguen en las clases, o el de los alumnos que por circunstancias especiales (enfermedad, trabajo, etc.) se ven obligados a perder algunas de las clases, o también el de los chicos y chicas que desean subir la nota y necesitan información adicional, sin olvidar los casos en los que se necesite recuperar alguna materia y sea realmente difícil asistir a clases de recuperación, cosa muy corriente en la época de vacaciones.

Ahora los consejos

Por supuesto que mi primer consejo es que el lector se lea completamente el presente artículo, sin conformarse sólo con observar las calificaciones y tablas finales, ya que éstas han sido incluidas más para que sirvan de complemento que para ser utilizadas como resúmenes.

El segundo consejo es recordar que por ahora, no existen en el mercado utilidades capaces de sustituir a los profesores, aunque sí pueden servir de ayuda al sistema tradicional.

También es importante que aclare el motivo (o los motivos) principal de su interés, ya sea el de conseguir una ayuda complementaria a los estudios, el de obtener otra visión distinta de un tema determinado, el de adquirir un medio de repaso, el de disponer de un sistema adicional de realización de ejercicios, o por qué no, el de contratar "un profesor muy particular".

La opción de individualización del curso debe valorarse positivamente, ya que permite que el programa controle mejor la progresión de cada alumno y que se pueda utilizar por varias personas. Y se debe tener en cuenta que en muchos casos existen programas "demo" totalmente gratuitos que nos pueden servir de pruebas previas para decidir con más datos.

Por último, quiero comentar que para realizar consultas o ampliaciones de temas existen otros programas en el mercado perfectamente válidos (e incluso más adecuados) para est

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información