| Artículos | 01 ABR 2004

Procesadores? desde el corazón del ordenador

Tags: Histórico
Como probablemente ya conocerá por la cobertura ofrecida en PC World desde hace ya algunos números, la novedad más importante de los últimos años es la aparición de los procesadores de consumo con capacidades de proceso a 64 bits. Esto supone un punto y aparte en la informática actual tal y como la conocemos, ya que permite elevar los micros a una velocidad hasta ahora sin precedentes. De hecho ya tenemos en el mercado ciertos procesadores disponibles con capacidad de proceso a 64 bits para el mercado de consumo, como el modelo Athlon 64 FX de Advanced Micro Devices (AMD).
Por otra parte,0 Microsoft está trabajando a marchas forzadas para finalizar su versión para 64 bits de Windows XP. Recientemente hemos conocido la disponibilidad pública de la beta para el procesador Athlon 64 de AMD y se espera la versión definitiva para la primera mitad del presente año 2004.
Dentro del resto de la gama disponible que corre a 32 bits, otra de las características destacables es la posibilidad de ejecutar más de un proceso en un mismo ciclo de reloj. Esta característica se conoce como HyperThreading en el caso de Intel. Así, los procesadores que incorporen esta peculiaridad serán capaces de hacer un uso bastante más óptimo de sus recursos que el resto.
Después de este breve repaso por las características generales de los microprocesadores, vamos a expresar los datos técnicos más importantes que aparecen en nuestra tabla, definiendo las secciones expuestas:
Precio: se expresa en euros y tiene IVA incluido.
Garantía: en años.
Frecuencia: se mide en ciclos por segundo (conocidos como hercios, aunque debido a las altas velocidades actuales se utilizan múltiplos, en este caso megahercios) y representa la cantidad de veces que la unidad de control recibe impulsos eléctricos durante un segundo. A nivel técnico la frecuencia total se calcula como resultado de multiplicar la velocidad del bus de sistema (FSB, explicado más abajo) por el multiplicador. Por ejemplo, la frecuencia de un procesador Intel Celeron con un multiplicador de 13 (que establece la velocidad a la que debe correr el procesador) y un FSB de 100 será de 1.300 MHz.
Tecnología: expresada en micras, muestra la distancia que existe entre los transistores que componen el procesador. Lógicamente, a mayor número de transistores, mayor capacidad de proceso tendrá. Esta distancia estaba en 0,13 micras, pero los nuevos procesadores Prescott de Intel la han bajado a 0,09 micras, lo que permite aumentar el tamaño de la caché.
Voltaje: una medida extremadamente importante es el voltaje que necesitan los procesadores para mantener la velocidad a la que deben ejecutar tareas. Expresado en voltios, un excesivo voltaje puede ocasionar que el procesador se queme. Existen técnicas que permiten bajar la velocidad del procesador a la vez que el voltaje con el fin de optimizar el consumo de energía. Esto es especialmente importante cuando hablamos de procesadores para ordenadores portátiles, donde el bajo consumo es vital.
Potencia: nos indica la cantidad de vatios (calor) que disipa el procesador. Cuanto más trabajo tenga la CPU y más velocidad desarrolle, más calor disipa, lo que es directamente proporcional al sistema de refrigeración necesario, ya que si trabaja deficientemente es posible quemar el procesador. No obstante existen métodos de refrigeración bastante eficaces. El procesador ideal es el que desarrolla mucha velocidad sin disipar excesivo calor.
Zócalo: es el habitáculo en el que va encapsulado el procesador. Actualmente los zócalos más comunes son los sockets, en los que el micro se encaja mediante los pines que incluye. En estos momentos se están desarrollando placas para albergar los nuevos procesadores que AMD tiene previsto lanzar al mercado durante la primera mitad de este año, los AMD Athlon 64 FX-53 (que correrán a 2,4 GHz). Estos nuevos procesadores serán capaces de albergar hasta 940 pines, aunque los procesadores que tenemos actualmente en el mercado rondan los 478 pines para los nuevos Intel Pentium 4 y 754 pines para el último procesador de AMD, el Athlon 64.
Transistores: esta medida es directamente proporcional a la capacidad de trabajo de cada procesador, ya que a mayor cantidad de transistores, más ceros y unos podrán manejar en menos tiempo. La cifra que exponemos en la tabla establece un valor aproximado y está expresada en millones de transistores.
Caché: como medida habitual los procesadores cuentan con dos tipos de memoria caché, conocidas como de nivel 1 y nivel 2. La memoria caché de nivel 1 es un área de intercambio más rápida en la que se copian los datos que provienen de la memoria RAM, lo que mejora el rendimiento.
En cuanto a la memoria caché de nivel 2, funciona como repositorio de datos frecuentemente usados con el fin de acortar el recorrido de acceso y por lo tanto responder de un modo más veloz a las peticiones más comunes.
Pero además de estas dos áreas especiales, después surgió una caché de nivel 3 dedicada esencialmente a datos multimedia. Por ejemplo, la gama de procesadores Extreme Edition de Intel lo utiliza para almacenar frames gráficos o de vídeo, lo que redunda en una mayor velocidad a la hora de procesar tareas esencialmente en juegos. En la tabla se expresa en kB.
FSB: el Front Side Bus es el nexo que posibilita la comunicación entre el microprocesador y el chip Northbridge (que controla la CPU, el AGP y la memoria). Este valor es tremendamente importante porque repercute en el rendimiento del ordenador drásticamente ya que, a mayor FSB obtendremos un nivel de frecuencia de proceso más alto y un mayor ancho de banda en la comunicación con la memoria.
Los últimos procesadores suelen estar disponibles para velocidades FSB de 400, 533 y 800 como máximo exponente, auque esta cifra puede verse incrementada hasta los 1.600 MHz en el caso de los procesadores de AMD al realizar la transferencia de datos tanto en el flanco de subida como en el de bajada, por lo que un bus de 800 se comporta como si fuese de 1.600. En la tabla se expresa en megahercios (MHz).
Instrucciones: además de los componentes que estamos conociendo acerca de los procesadores, suelen incluir ciertas instrucciones que permiten acelerar determinadas operaciones (en muchas ocasiones relacionadas con gráficos y juegos). Son otros añadidos que permiten mejorar el rendimiento minimizando el número de procesos a realizar. En la tabla expresamos cuáles son estas instrucciones.
HyperThreading: tecnología propietaria que Intel incorpora a todos sus nuevos micros y que permite realizar dos procesos paralelos en un único ciclo de reloj. Si el procesador es compatible con HyperThreading tendrá un mayor rendimiento al aprovechar los tiempos ociosos de proceso en materias no requeridas por la tarea principal. Así, gracias al HyperThreading se pueden ejecutar dos threads (hilos) paralelamente en las áreas desaprovechadas de cada ciclo de reloj.
HyperTransport: es el bus de datos mejorado que incorporan los procesadores comercializados por AMD. Permite un mayor ancho de banda en la comunicación entre los chips, lo que redunda en una gran agilidad en el intercambio de datos.
Arquitectura: informa del número canales que puede absorber el procesador. Normalmente nos encontramos con procesadores que ejecutan las aplicaciones a 32 bits. No obstante, hace ya varios meses que AMD lanzó su primer procesador capaz de ejecutar tareas a 64 bits, lo que supone una celeridad exponencial con respecto a los 32 bits conv

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información