| Artículos | 01 ABR 2002

Powertoys para Windows XP: imprescindibles

Tags: Histórico
José M. Alarcón.
Las clásicas utilidades Powertoys se han renovado para Windows XP. ¡Y de qué manera! Tienen muy poco que ver con las anteriores versiones. En este artículo analizamos qué ofrecen estas utilidades gratuitas y por qué deberíamos instalarlas.

Con cada nueva versión de Windows desde 1995 Microsoft ha ido ofreciendo a sus usuarios de manera gratuita unas pequeñas herramientas muy útiles llamadas Powertoys. Windows XP no iba a ser una excepción, y desde el momento de su presentación en el mercado se ofrece la correspondiente versión de estas utilidades. Si Windows XP es el sistema operativo de Microsoft más poderoso hasta la fecha, a sus Powertoys les ocurre exactamente lo mismo, como enseguida comprobaremos.
Lo primero que debemos hacer es descargarlas desde www.microsoft.com/ WINDOWSXP/home/downloads/power toys.asp. La descarga es pequeña (poco más de 700 kB) así que, dependiendo de nuestra conexión, en unos segundos, o poco más, podremos estar en disposición de instalar las herramientas. Durante el proceso de instalación se nos permite escoger de manera independiente qué utilidades queremos instalar (Figura 1), por lo que le conviene leer este artículo antes de tomar ninguna decisión, ya que no siempre es adecuado instalarlas todas. Veamos ahora para qué sirve cada una de ellas.

Super fast user switching
Windows XP es el primer sistema de Microsoft capaz de ofrecernos un entorno multiusuario real, en el sentido de que podemos compartir físicamente el ordenador entre varios usuarios al mismo tiempo y sin necesidad de establecer conexiones a través de una red. De este modo es posible cambiar de un usuario a otro sin que tengamos que cerrar una sesión y abrir otra con un usuario distinto.
El método habitual para cambiar de usuario consiste en pulsar la combinación de teclas Windows+L y escoger desde la pantalla inicial qué usuario queremos emplear. Aunque hay otros métodos alternativos, son todos lentos y exigen varias pulsaciones de ratón y cambios de pantalla para que se produzca el cambio de usuario.
La herramienta Fast User Switching (cambio rápido de usuario) de las Powertoys permite hacer precisamente lo que su nombre indica. Si mantenemos pulsada la tecla Windows y vamos pulsando repetidamente la tecla Q, todos los usuarios disponibles irán desfilando por la pantalla, uno a uno (ver Figura 2). Basta con soltar la tecla de Windows al paso de cualquiera de los usuarios para que automáticamente se haga el cambio a su sesión. Si el usuario no tiene una sesión activa en ese momento, se inicia una nueva instantáneamente al escogerlo.
Desde luego se trata de una herramienta utilísima que lo sería más aún si pudiese desactivarse la animación que se encarga de mostrar a los distintos usuarios como si rebotaran desde la parte inferior de la pantalla. Ésta sólo consigue ralentizar un proceso en el que lo que se busca es la máxima velocidad. Aun así, es un mal menor que no le resta utilidad a la herramienta.

Administrador de escritorios virtuales
Es muy frecuente que un usuario tenga abiertas varias aplicaciones al mismo tiempo, con la consiguiente aglomeración de ventanas en el escritorio y de botones en la barra de tareas. Aunque la nueva característica de agrupamiento de botones similares en la barra de tareas puede ayudar bastante a eliminar elementos innecesarios de la barra de tareas, si tenemos muchas ventanas abiertas puede que no sea suficiente. Además, a veces ayudaría tener las ventanas ordenadas por grupos independientes, pudiendo acceder a uno u otro en función de su tipo (por ejemplo documentación y ayudas en un grupo, ventanas del navegador de Internet en otro, y aplicaciones de ofimática en un tercer grupo independiente).
El administrador de escritorios virtuales (Virtual Desktop Manager) permite utilizar cuatro escritorios diferentes dentro de una misma sesión de usuario. En cada uno de ellos podemos disponer las ventanas que deseemos, ofreciendo independencia entre ellos y consiguiendo que no se mezclen las ventanas. Se parece mucho a la posibilidad ofrecida por el sistema de ventanas XWindow en entornos UNIX.
Inicialmente esta aplicación muestra al lado del reloj una serie de botones para poder acceder a cada uno de los cuatro escritorios, y otro más para obtener una vista general de su contenido, tal y como se puede ver en la Figura 3. Lo mejor es configurar la barra para que no los muestre y cambiar entre los distintos escritorios usando las combinaciones de teclas correspondientes. Éstas son configurables, e inicialmente son Windows+V para obtener la vista general de selección (como en la Figura 3), y la tecla de Windows y el número de escritorio al que queremos cambiar (1, 2, 3 ó 4) para movernos por los escritorios virtuales.
Échele un vistazo a la ayuda de esta aplicación para enterarse de algunas configuraciones más que le serán de utilidad.
Desde luego, junto a la herramienta anterior, se trata de otra utilidad indispensable. Yo, al menos, desde que las instalé no he podido dejar de usarlas continuamente.

Cambio rápido de aplicación mejorado
Normalmente cuando queremos cambiar de una aplicación a otra podemos utilizar la combinación de teclas Alt+Tab para mostrar un menú con los iconos de las aplicaciones actualmente abiertas. Manteniendo pulsada la tecla Alt y pulsando repetidamente el tabulador podemos cambiar de unas a otras según se van resaltando en dicho menú. Esto es muy útil y permite cambiar más rápidamente entre ventanas abiertas que con el ratón a través de la barra de tareas. Sin embargo, no proporciona mucha información sobre las distintas ventanas porque, como se ha comentado, sólo muestra su icono y su título.
Con la utilidad llamada Alt-tab replacement que se incluye con las Powertoys este menú de cambio de aplicación mejora sustancialmente ya que, como se observa en la Figura 4, nos muestra también una imagen en miniatura de la aplicación, lo que nos ayuda a identificarla rápidamente. Además, podemos cambiar a cualquiera de ellas sin necesidad de pulsar Alt+Tab, porque es posible moverse sobre los iconos con las teclas de flechas o cambiar de ventana pulsando directamente sobre su icono.
Ésta es una buena utilidad que sólo es recomendable para usuarios con equipos muy potentes en el apartado gráfico, pues en caso contrario se ralentiza mucho, subvirtiendo su utilidad inicial (sería un cambio “lento” de aplicación).

TweakUI
Si hay una Powertoy que ha tenido éxito a través de sus sucesivas reencarnaciones es sin duda TweakUI. Con esta utilidad es posible ajustar multitud de parámetros ocultos del sistema: desde el comportamiento del ratón o del escritorio hasta cosas tan raras como reparar la caché de iconos o seleccionar qué accesos directos se muestran en el escritorio. Lo cierto es que ofrece tantas posibilidades de ajuste que no podemos enumerarlas aquí, pero sí podemos recomendarle que la instale y le eche un buen vistazo. Seguro que encuentra cantidad de cosas útiles entre sus menús (Figura 5).
Eso sí, le advertimos que deberá entender inglés si quiere sacarle partido porque, al menos de momento, no existe versión en castellano (en realidad nunca la ha habido en las versiones anteriores de la herramienta).
Una utilidad indispensable, si bien existen algunas otras como X-Setup (xteq.com/products/xset/) que le ofrecen todavía más control

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información